El Departamento vasco de Salud ha identificado otros cinco casos positivos previsiblemente relacionados con el brote de la covid-19 en la localidad guipuzcoana de Orio, aunque la consejera, Nekane Murga, ha insistido en que este foco está controlado y que por el momento no consta una cadena de transmisión comunitaria.

Murga ha dado a conocer en rueda de prensa los últimos datos de la evolución de la pandemia de coronavirus en Euskadi, que desde su inicio ha provocado 20.963 contagios y 1.613 fallecidos tras contabilizarse en las últimas horas un nuevo muerto.

En relación al rebrote de Orio, por el momento hay confirmados «con una línea clara de transmisión» 17 infectados, a los que se suman otros cinco casos «que probablemente están relacionados», y que se han detectado en otras localidades guipuzcoanas, uno de ellos ayer mismo en San Sebastián.

Murga ha insistido en que este foco está controlado porque los casos que aparecen son «secundarios o terciarios» y Osakidetza tiene la capacidad de identificar a personas que jamás han tenido relación con las personas contagiadas en Orio.

Ha insistido en que a día de hoy no existe una circunstancia de transmisión comunitaria del virus en Euskadi aunque ese riesgo, ha indicado, «existe», por lo que ha pedido de nuevo a la sociedad que intensifique las medidas de prevención.

La consejera también ha explicado, en relación a otro de los focos que surgió hace unas semanas, concretamente en el hospital de Basurto (Bilbao), que en las últimas horas se ha detectado otro caso relacionado en una persona que tenía un contacto estrecho con un positivo y que ya estaba en aislamiento.

Con este nuevo infectado, el brote de Basurto suma 46 positivos, mientras que el que apareció en el hospital de Txagorritxu se mantiene invariable desde hace días, con 15 casos. EFE


Compartir

Dejar respuesta