El Gabinete Urtaran hablaba esta mañana de la mejora de las condiciones de la plantilla del nuevo Ayuntamiento en San Martín. Pero no ha contado toda la verdad. Ha vuelto a ocultar datos. Hoy tenía la oportunidad de contar todo lo ocurrido en días previos. No lo ha hecho.

Primer dato oculto: la Junta de hoy ha aprobado un texto a la tercera. Hoy no era la primera vez que lo intentaba.

Segundo dato oculto: hay descontento con una parte importante de los sindicatos, que no han firmado este documento, según fuentes municipales a Norte Exprés. Tan solo una central sindical está apoyando.

Tercer dato oculto: hay malestar entre una parte de los empleados públicos con los cambios y se avecina lío por el desacuerdo si no lo arregla en las próximas horas, pero el conflicto ha existido días atrás y se ha ocultado.

ESTA es la versión oficial:

La Junta de Gobierno Local ha aprobado esta mañana el Plan de Ordenación del Personal Administrativo derivado del traslado de diferentes departamentos al edificio de oficinas de San Martín. Con ello, se pretende agilizar la atención al público y ajustar la estructura de la plantilla a las necesidades reales de los servicios municipales alojados en la nueva sede poniendo en marcha la Unidad Administrativa de Atención Ciudadana.

Esta unidad cuenta con un equipo de 52 personas, de las que 26 realizarán labores de atención directa a la ciudadanía y el resto estarán asignadas a las diferentes secciones administrativas del Ayuntamiento.

La Unidad de Atención Ciudadana prestará un trato bilingüe y permitirá mejorar la formación del personal que trabaja en contacto directo con la ciudadanía.

“La puesta en marcha de las nuevas oficinas de San Martín ha supuesto un cambio profundo en la organización del personal de atención directa a la ciudadanía. Lo que queremos es aprovechar esta situación para mejorar en eficiencia, optimizar recursos, facilitar más formación a la plantilla y garantizar un trato bilingüe. En definitiva, con la nueva Unidad de Atención Ciudadana hacemos posible un Ayuntamiento más cercano a las personas”, ha señalado el alcalde, Gorka Urtaran.

La Unidad Administrativa de Atención Ciudadana, que reemplaza los servicios que existían en las oficinas municipales de Dato, San Prudencio y Olaguíbel, dispondrá de personal administrativo con formación multidisciplinar, capaz de dar respuesta a los diferentes tipos de tareas que se planteen, para lo que será formado en competencias transversales durante los meses de febrero, marzo y abril. Se estima que en mayo se habrá completado el proceso de creación de la nueva Unidad de Atención Ciudadana, para lo que se han desarrollado varios procesos de movilidad voluntaria del personal administrativo.

El Plan de Ordenación del Personal Administrativo, diseñado mediante la colaboración del departamento de Función Pública y el servicio de Atención Ciudadana, será evaluado a los dos años de su puesta en marcha.



Dejar respuesta