Suspendido definitivamente el concierto de La Polla Records

Olía a sanción. La promotora de conciertos Last Tour deberá abonar 6.000 euros, la máxima sanción establecida por el Departamento de Salud, por incumplir la normativa sanitaria en las actuaciones del grupo La Polla Records en Vitoria ya que no exigió en la entrada el pasaporte covid y parte del público no usó mascarillas.

Estas dos actuaciones se celebraron los pasados días 17 y 18 de diciembre en el Pabellón Buesa Arena de Vitoria, dentro de la gira de despedida del grupo de punk alavés, tras más de 40 años sobre los escenarios.

Los inspectores del Gobierno Vasco que acudieron a estos dos conciertos constataron un «claro incumplimiento» de la normativa anticovid, ya que entre los asistentes hubo una «ausencia total del uso de mascarillas», según denunciaron.

El Departamento de Salud, a la vista de lo ocurrido, ha impuesto la máxima sanción contemplada en la normativa sanitaria debido a que se cometieron dos infracciones: no exigir a la entrada el certificado covid digital y la documentación acreditativa, e incumplir la obligatoriedad del uso de mascarilla.

El Gobierno Vasco recuerda que en esas fechas, Euskadi se encontraba en situación de emergencia sanitaria, por lo que ha aplicado el procedimiento sancionador contemplado en la legislación sobre la gestión de la pandemia y ha impuesto sendas multas de 3.000 euros por cada concierto.

En el primero de ellos, el viernes 17 de diciembre, la inmensa mayoría del público no llevaba puesta la mascarilla, según las imágenes del concierto, en el que el grupo interrumpió su actuación para dejar el escenario a dos representantes de la plataforma Bizitza -contraria al pasaporte covid y antivacunas- que leyeron un comunicado en que se afirmaban que este certificado sanitario es una medida de los gobiernos para «controlar» a la ciudadanía.

Last Tour ha asegurado a Efe al conocer esta sanción que «trabaja en los cauces legales que exige este proceso»

Tras estas dos actuaciones estaba previsto otro concierto de despedida del grupo en el Velódromo de Anoeta de San Sebastián el 29 de diciembre, pero se suspendió al reducirse el aforo por la nueva normativa sanitaria aplicada en Euskadi.

Sí se celebró sin embargo una última actuación de La Polla Records el día 30 en el Wizink Center de Madrid, dentro del festival «Madrid Resiste», en el que subieron también al escenario los grupos Reincidentes, Porretas y Rat-Zinger. EFE


Compartir

7 Comentarios

  1. la vacunacion no es obligaroria y no sabemos los efectos secundrios a largo plazo
    la Sentencia 377/2003 dictada por la Sección 2a de la Sala de lo Contencioso del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León el 7 de octubre de 2003 (y posteriormente confirmada por el Tribunal Supremo), estima la reclamación de responsabilidad patrimonial formulada por las lesiones que padece un varón (nacido en el año 1971) derivadas de la vacunación obligatoria contra la viruela en 1975, que le provocó un cuadro de encefalitis postvacunal cuando tenía cuatro años que ha degenerado a lo largo del tiempo dando lugar a las dolencias que presenta en la actualidad que han motivado que no puede dedicarse a la profesión para la que estuvo preparándose de Técnico de Turismo.
    También es de destacar el conocido caso de la talidomida, medicamento que en los años 60 se suministró en España a las embarazadas, bajo la creencia de sus bondades y que más de cincuenta años después, dadas las malformaciones de aquellos niños cuyas madres ingirieron dicho fármaco en el embarazo, derivó en la publicación del Real Decreto 1006/2010, de 5 de agosto, por el que se regula el procedimiento de concesión de ayudas a las personas afectadas por la talidomida en España durante el período 1960-1965. (Sentencia n.o 426/2014 del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, Contencioso Sección 10, dictada el 6 de junio de 2014)

  2. Qué coñazo de tío. ¿Es que no tienes otra cosa que hacer que repetir todos los días el mismo rollo? Primero que la pandemia era una confabulación a nivel galáctico; como te has quedado solo y es demasiado tonto defenderlo… que los datos de muertos, y hospitalizados eran falsos; por el mismo motivo anterior… que las vacunas, según un artículo que has leído en no se que comic de ciencia-ficción, no servían y eran veneno; ahora que los pasaportes COVID, son ilegales. Que haya un zumbado que firma Nurenbreg, no quiere decir que el resto del mundo estén también zumbados como tú quieres dar a entender. A un señor le cayó una teja de un tejado y lo mató. Tú eres el lunático que no duerme repitiendo a todas horas que los tejados son unos asesinos y hay que retirarlos. Por mucho menos que lo tuyo, se encerraba antes a la gente en manicomios. Boris Jonhson, Donald Trump, Jair Bolsonaro, Alberto Fernandez, Bosé, Victoria Abril, Brigitte Bardot, Djokovic… son unos Einstein.

  3. El Evaristo se ha pasado toda la vida vociferando cosas a su aire como si estuviera colocado (sólo como si) y van ahora y le sacuden 6000 euracos por dejar que la gente se explaye a su aire con sentido común, peeero contraria al decreto. Así que el gova, muy estricto él cuando puede y quiere, le dice que te vas a enterar lo que vale pasar de mi decreto. Tal que si le llevas la contraria al mafioso local cuando te pide que pagues mi protección.

Dejar respuesta