Se acabó la mascarilla en Mercedes Vitoria

El diputado general de Álava, Ramiro González, ha afirmado este viernes que el futuro de la planta de Mercedes Benz en Vitoria está «garantizado, más allá de la actual situación coyuntural», que espera se «despeje cuanto antes».

González en su comparecencia ante los medios de comunicación tras el último Consejo de Gobierno foral antes de las vacaciones de verano se ha referido a la situación que atraviesa la producción de la mayor factoría de Euskadi, con unos 5.000 trabajadores.

La dirección de la planta que la multinacional tiene en la capital alavesa anunció a finales del mes pasado nuevos recortes en la producción ante la previsión de un descenso de 4.300 vehículos en 2019, lo que supondrá acortar en media hora el turno de noche y suspender también por la noche 12 jornadas entre septiembre y noviembre.

El diputado general ha considerado que la caída de pedidos de la planta de Mercedes no se debe a que exista una «verdadera crisis del diésel», sino que hay un «estado de opinión y una incertidumbre» creada por los posicionamientos poco claros de los responsables de transición energética de los distintos gobiernos europeos.

Ha afirmado tajantemente que los actuales vehículos diésel no contaminan más que los propulsados por gasolina, por lo que comprar un vehículo de ese combustible «es seguro».

González ha añadido que hay que ser conscientes es de que «hay vehículos antiguos, diésel y de gasolina, que tienen que ser renovados».

Sobre el caso concreto de la planta de Vitoria, la mayor factoría de Euskadi, el diputado general de Álava ha explicado que está en «contacto permanente» con la empresa y que hay proyectos de futuro en los que está implicada la institución foral y que van a tener «continuidad».



2 Comentarios

  1. hasta que deja de estarlo
    esa coletilla yo tambien al oi y en un años, buscano otro empelo y lo que encontraba me ofrecian la mitad

Dejar respuesta