El Departamento de Salud y Osakidetza han subrayado la importancia de la higiene de manos, «la medida principal de prevención y control» de la covid-19, con motivo de la celebración ayer 15 de octubre del Día Mundial del Lavado de Manos.

Este gesto, además de prevenir los contagios por covid, es válido también para hacer frente a resfriados, gripes, enfermedades diarreicas y respiratorias, entre otras infecciones, según ha recordado el Gobierno vasco en una nota.

En todo caso, Osakidetza ha querido centrar su mensaje en la importancia de extremar la higiene de manos durante la actual pandemia y ha recordado en qué momentos debe procederse a este gesto.

Así, hay que lavarse las manos después de estar en un lugar público y tocar superficies u objetos como monedas, barandillas, pomos y manillas; después de un contacto con una persona aislada o con utensilios que esta haya utilizado, y tanto al entrar como al salir del transporte público.

En los centros de trabajo se recomienda no compartir material y, en caso de que esto ocurra, desinfectarlo antes y después de utilizarlo.

El lavado de manos puede realizarse con jabón y agua (el mero uso del agua no es suficiente) o con soluciones hidroalcohólicas, aunque debe priorizarse el uso del jabón.

El frotado de manos debe durar unos 40-60 segundos, con especial atención a las yemas de los dedos y bajo las uñas. 


Compartir

1 Comentario

  1. Tonterías y más tonterías. Por tocar el botón del ascensor después del vecino, dudo mucho me pueda contagiar así sin más .No es el ébola. Y además….quien lo dice ? Los mismos «expertos» que nos decían que las mascarillas no protegían…venga yaaaa.

Dejar respuesta