El ladrón eligió mala víctima en Bilbao ¡Cazado!
foto ajena a la información

Los datos son los que se han conocido oficialmente. En los que no hay detenciones, no nos enteramos puesto que no hay comunicación oficial. 8 detenidos en las últimas horas. Y avalancha de robos de cadenas de oro en Bilbao. Con menores incluidos.

LOS 2 ULTIMOS

Agentes de la Ertzaintza han detenido esta madrugada en Bilbao a dos varones, de 29 años y un menor de 17 años de edad, acusados de sendos delitos de robo con violencia. Al primero se le acusa del robo de una cadena de plata por el procedimiento del tirón y al segundo del robo de una cadena de oro y un móvil.

El primer caso se ha registrado a las dos menos cuarto de la madrugada de hoy domingo en las inmediaciones del ayuntamiento de Bilbao. Según denuncia la víctima, un varón se ha acercado queriendo entablar una conversación y en un momento de despiste le ha agarrado la cadena de plata que llevaba al cuello. Tras un forcejeo el ladrón ha conseguido zafarse y salir huyendo, momento en el que pasaba por el lugar una patrulla de la Ertzaintza que tras ser avisada por un testigo ha dado alcance al agresor, el cual llevaba la camiseta rota como consecuencia del forcejeo. Además, los agentes de la Ertzaintza le han localizado parte de la cadena que se encontraba rota y han procedido a su detención acusado de un delito de robo con violencia.

El arrestado, un varón de 29 años, ha sido trasladado a dependencias policiales a la espera de ser puesto a disposición judicial.

Horas más tarde, a las cuatro y media de la madrugada, una patrulla de seguridad ciudadana que patrullaba por el barrio de Bolueta ha sido testigo de cómo dos mujeres corrían tras un varón por lo que los agentes se han bajado del vehículo policial para detener la carrera ante la sospecha de que se habría cometido un hecho delictivo. Las mujeres han denunciado en ese momento que dos varones se habían acercado a ellas queriendo entablar una conversación, momento en el que uno de ellos al grito de “ahora” ha golpeado a una de ellas en la cabeza y le ha arrancado la cadena de oro que llevaba al cuello y le ha arrebatado el teléfono móvil que llevaba en la mano. Los dos varones han salido huyendo por lo que las jóvenes han corrido tras el ladrón. Los agentes han localizado en las inmediaciones el teléfono móvil tirado tras unos setos por lo que han procedido a la detención del presunto ladrón.

El arrestado, un menor de 17 años de edad, ha sido trasladado a dependencias policiales y tras comunicar a Fiscalía de Menores los hechos, ha quedado en libertad bajo la custodia de su tutor legal.

Los agentes ahora tratan de localizar al segundo ladrón que ya ha sido identificado.

LOS 6 ANTERIORES

Agentes de la Ertzain-etxea de Bilbao han detenido en las últimas horas a cinco menores de 17 años y un joven de 18 años de edad por su implicación en tres hechos delictivos, robo violento de dos cadenas de oro y una cadena de plata. Los arrestados menores de edad fueron puestos a disposición de sus tutores legales mientras el de 18 años fue presentado en dependencias judiciales. Se da la circunstancia de alguno de ellos es reincidente en estos casos.

El primer suceso tuvo lugar sobre las tres y media de la tarde del jueves en el Casco Viejo de Bilbao. La víctima, un turista francés menor de edad que se encontraba en un viaje de estudios junto con otros compañeros, fue el que dio la voz de alarma al informar que había sido abordado por tres jóvenes y que mientras dos de ellos le distraían, el tercero le atacó por detrás golpeándole en el pecho y arrancándole de forma violenta la cadena de oro que llevaba en el cuello. Los ladrones salieron huyendo pero minutos más tarde dos de ellos fueron localizados por una patrulla de la Ertzaintza gracias a la descripción de los autores aportada por los testigos.

Los arrestados, de 17 y 18 años de edad, han sido trasladados a dependencias policiales y una vez finalizadas las diligencias en comisaría el menor ha sido puesto a disposición de su tutor legal mientras el otro ha sido trasladado a dependencias judiciales.

En la madrugada del viernes, una llamada al 112 SOS DEIAK alertaba a la Ertzaintza para informar que había sido víctima de un tirón de cadena cuando caminaba por el barrio bilbaíno de Abando.  Éste joven, de 17 años, también fue abordado por tres jóvenes que tras una conversación “sin sentido” a modo de despiste se abalanzaron sobre la víctima para arrancarle la cadena de oro que llevaba al cuello. Una patrulla de la Ertzaintza que se encontraba realizando labores de protección ciudadana localizado en las inmediaciones a dos jóvenes que correspondían con los rasgos físicos y de vestimenta aportados, y tras ser reconocidos por la víctima fueron arrestados por un delito de robo con violencia.

Los detenidos, dos menores de edad de 17 años, fueron trasladados a dependencias policiales y una vez informada la fiscalía de menores, éstos han quedado en manos de sus tutores legales.

El último hecho delictivo de estas características se registró en la noche de ayer viernes en el Casco Viejo de la capital vizcaína. La víctima, un joven de 19 años, al igual que en los casos anteriores fue abordada por dos jóvenes y mientras uno de ellos le entretenía con una conversación banal, el otro le golpeaba en el pecho y la arrancaba la cadena del cuello, en este caso de plata. Una vez conseguido el botín huyeron, aunque minutos más tarde fueron sorprendidos cerca del lugar de los hechos por una patrulla de la Ertzaintza que practicó su detención al comprobar que la cadena que portaba en el cuello uno de los arrestados correspondía con la robada.

Los arrestados, dos menores de 17 años de edad, fueron trasladados a dependencias policiales y puestos a disposición de sus tutores legales una vez informada fiscalía de menores de los hechos ocurridos.

MODUS OPERANDI

En todos estos casos el modus operandi se repite, dos o tres personas jóvenes se acercan a la víctima y tras distraerla con alguna pregunta banal o pedirla un cigarrillo, comprueban que lleva la cadena al cuello o cualquier otro objeto de valor. Uno de los agresores realiza el tirón de forma violenta entre empujones y zancadillas y huyen del lugar. Toda esta maniobra es muy rápida sin darle tiempo a la víctima a reaccionar. Se recomienda a la ciudadanía que desconfíe y tome medidas si se encuentran en una situación similar.


Compartir

1 Comentario

Dejar respuesta