foto ajena a la información

Visto lo visto y el comportamiento de menores adolescentes en Vitoria conviene afrontar la situación para ver si tiene margen de mejora. Las concentraciones sin respetar las normas o los intentos de peleas encienden las alarmas. Y hay que dar soluciones más allá de las policiales de este fin de semana que terminan en llamadas a los padres por el comportamiento de sus hijos.

Mientras el alcalde de la ciudad no quiere ver los problemas de los jóvenes en la calle, usando la política del avestruz, afortunadamente otro concejal -Jon Armentia (PSE)- ha pensado que sí es mejor saber cómo se comporta la juventud.

De hecho, el departamento de Políticas Sociales, Personas Mayores e Infancia anunciaba que realizará un nuevo estudio para conocer las necesidades de la infancia y adolescencia en Vitoria-Gasteiz. Será el tercer diagnóstico de estas características realizado en el ámbito municipal que además servirá para elaborar el III Plan Local de Infancia y Adolescencia.

El nuevo estudio analizará la situación de niños, niñas y adolescentes en ámbitos muy variados: demografía, familia, salud, educación, protección social, entorno, integración y participación, recursos económicos y vivienda.

Con la “radiografía” resultante, se podrá ver la evolución de la situación de la infancia desde el último estudio, elaborado en 2017; conocer la influencia del desarrollo del II Plan Local de Infancia y Adolescencia y obtener datos de la incidencia de la crisis sanitaria por la Covid-19 sobre este colectivo, entre otros objetivos.

“Creemos que la pandemia está teniendo un importante impacto en las familias y en sus hijos e hijas. Y además a muchos niveles: escolarización, convivencia, tiempo libre y ocio, exclusión social, etc. Por ello hemos considerado oportuno hacer una parte específica en el estudio que valore las consecuencias de la Covid-19 y las actuaciones que debemos plantear a futuro”, explica Jon Armentia, concejal de Políticas Sociales, Personas Mayores e Infancia.

Estudio de 2017

El último estudio de estas mismas características data de 2017 y desveló que en Vitoria-Gasteiz la pobreza infantil afectaba a 8.200 menores cuyas familias no tenían cubiertas todas sus necesidades básicas.

De igual manera reflejaba un aumento de la desigualdad y una buena situación educativa, aunque acompañada del problema de la segregación escolar. En la capital alavesa viven cerca de 45.000 menores, lo que representa el 17,5% de la población.



6 Comentarios

  1. Es como si ante la plaga de langostas con la que Yaveh (dios de los judios) castigó a los egipcios, éstos decidieran hacer un estudio para ver cómo integrar a las langostas en sus campos de trigo, de forma sostenible, amable y consensuada. El resultado figura en el Antiguo Testamente, pero en la Power Flower City no lo han leído.

  2. Ya te lo digo yo: tienen demasiado tiempo libre, y ninguna imaginación para aprovecharlo.

    Y el refranero que es bien sapiente lo corrobora: «el ocio es el padre de todos los vicios».

  3. En este país tenemos problemas que afectan directamente en la educación de nuestra juventud.
    Uno es lo poco que se les inculcan, tanto en algunas familias como en muchos de los centros educativos, los principios morales, éticos y cívicos que deben regir una sociedad que se considere civilizada,
    Otro es el vergonzoso ejemplo que les dan los políticos que nos gobiernan, la mayoría por acción y el resto por omisión, que solo piensan en sus propios intereses, bolsillo y poder.
    Otro lo que les ofrecen muchos de los programas de nuestra televisión que alienan sus cerebros con tiros, robos, asesinatos, sexo, maltrato, violaciones y un constante alabar a vagos, putillas de tres al cuarto y alcahuetes y alcahuetas que a algunos les confunde a creer que la vida hay que vivirla de manera tan miserable.
    Si nuestros gobernantes invirtieran más esfuerzo y tiempo en trabajar por su correcta educación es muy posible que nuestros hijos y los hijos de nuestros hijos llegarían a disfrutar una vida y un país mucho mejor que el que nosotros les estamos dejando.

  4. Desde 2017 ningún estudio, no demonio a la juventud,pero que alternativas le ha presentado este ayuntamiento? Ninguna,no hay competiciones,no hay deporte,no hay ludoteca,,no hay excursiones por la pandemia,pueden adquirir alcohol sin control,quién controla eso? Ahora estudios? Venga ya

  5. ocio y vitoria son dos palabras incompatibles, los jovenes prefieren ir a cualquier otra ciudad por que en Vitoria a todo esta prohibico y los espectaculos cuando los ahy, ya ni ahablamos, has miranda tiene mas vida que vitoria

Dejar respuesta