tercera dosis vacuna euskadi

Osakidetza abre el próximo lunes las citas para poner el refuerzo de la vacuna contra el coronavirus a las personas de entre sesenta y setenta años, que podrán solicitarla a través de la web del Servicio Vasco de Salud o en los centros de Atención Primaria.

Así lo ha anunciado en el pleno de control la consejera de Salud, Gotzone Sagardui, en respuesta a una pregunta planteada por la representante de EH Bildu Rebeka Ubera.

Para el refuerzo se utilizarán vacunas tipo ARN mensajero (Pfizer o Moderna) siguiendo las recomendaciones de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) y de la Comisión de Salud Pública. En el caso de Pfizer se pondrá una dosis y en el de Moderna media.

Los pinchazos de recuerdo se administrarán a los seis meses de la última vacuna, en caso de las personas que recibieron Pfizer o Moderna. En cuanto a los inmunizados con Astrazeneca se podrá inocular a partir de los tres meses desde la última dosis.

El personal sanitario y sociosanitario, otro de los colectivos para los que se ha autorizado esta dosis de refuerzo, ya ha empezado con este proceso.

La consejera ha hecho hincapié en que la vacuna es «la mejor herramienta para hacer frente al virus» y ha animado a solicitar cita «cuanto antes» al subrayar que el pinchazo de recuerdo aumenta el número de anticuerpos y eleva así el nivel de protección.

En cuanto a los menores de entre cinco y once años, Sagardui ha reiterado que todavía se desconoce el momento en el que comenzará su vacunación y la dosis a inocular.

Hasta la fecha Osakidetza estaba administrando la vacuna de refuerzo a personas residenciadas en situación grave de inmunosupresión, a mayores de setenta años y a vacunados con Janssen. Actualmente en Euskadi más de un 91 % de los mayores de 12 años cuenta con la pauta completa y en torno a 124.400 han recibido el refuerzo.

Por su parte, Ubera ha reclamado medidas preventivas basadas en la evidencia científica en lugar de nuevas restricciones. «No pongamos medidas para atemorizar a la población. Obligar a usar la mascarilla en la calle no se sostiene en la evidencia científica y el pasaporte covid no es la panacea sino otra herramienta más», ha defendido. EFE



1 Comentario

Dejar respuesta