El lehendakari, Iñigo Urkullu, considera que la pandemia provoca que en estos momentos que «nada sea seguro» y que «el riesgo esté en todas partes», pero defiende que la «actividad ordinaria tiene que ir normalizándose».

En sendas entrevistas a El Correo y al Diario Noticias, el lehendakari afirma que Euskadi es la autonomía que más PCR realiza y dice que el comportamiento de la sociedad vasca «está siendo mayoritariamente ejemplar», una vez que el uso de mascarillas se hizo obligatorio.

Augura que la situación provocada por la pandemia «va para largo» y que el virus puede afectar a todos, «incluso a los más jóvenes, que puede pensar que son inmortales».

En cuanto a las demandas de los profesionales de la salud y de la educación, el lehendakari insiste en el compromiso de reforzar con 4.000 trabajadores más los servicios sanitarios públicos , y con 1.000 más el cuerpo de docentes . En este sentido, considera que la huelga del pasado martes «ha sido una estrategia de los sindicatos» e insiste en que la preocupación puede mostrarse de otras maneras.

«¿No hemos visto a la hija de don Felipe VI (se confinó su aula por un positivo)? ¿Alguien puede pensar que en el centro al que asiste no se adoptan las medidas necesarias? ¿Qué medidas se están adoptando en otros lugares que no se están adoptando aquí?», se pregunta.

El lehendakari, que no ve necesario subir los impuestos y que rechaza bajarlos porque acarrearía «empobrecimiento», desvincula los relevos de las exconsejeras de Educación, Cristina Uriarte, y Salud, Nekane Murga, de su gestión del virus y defiende que Emakunde ya no dependa de Lehendakaritza.

Ante la crisis económica, Urkullu señala que el objetivo del Gobierno Vasco es mantener el empleo, «aunque sea con medidas de contención transitoria».

En cuanto a la reforma del Estatuto de Gernika, ve una oportunidad para llevarla a cabo al indicar que «si se culmina el Estatuto de Gernika, necesariamente hay que hablar de un nuevo Estatuto».

Preguntado por si sigue siendo republicano responde que sí, pero que no hace «cuestión de ese tema». «Creo que la monarquía debe republicanizarse. Me llamó la atención algo que leí de una etnia maorí de Nueva Zelanda que elige al rey», concluye. EFE


Compartir

Dejar respuesta