Errekaleor okupas vitoria

La historia de los partidos políticos a cuenta de los okupas de Errekaleor da para un máster y para una película de humor. Que decía el alcalde que negociaba, que luego lo tiraba, que luego no sabe si lo tira, y después que no sabe ni donde está. Gorka Urtaran anda despistado.

Si se lo juega a los «chinos» igual acabamos antes.

En cualquier caso, son incapaces de tomar una decisión hace años y de liderar la ciudad. No te sorprendas por la inseguridad, la poca luz, la mucha suciedad, el desastre en las obras de la vía pública, los jardines que dan pena… ¡Son muy malos!

No saben tomar una decisión. Para adelante o para atrás.

Normal de un chico como Urtaran, con estudios poco empresariales o de dirección. Mandando en la ciudad con un gran presupuesto. Como para ponerle al frente de una empresa. Menos mal que es funcionario y tiene la vida arreglada. Aunque nos la esté dando a los vitorianos.

HOY

La ocupación de las viviendas de propiedad municipal del barrio vitoriano de Errekaleor por parte de más de 150 personas agrupadas en el movimiento Errekaleor Bizirik ha vuelto a dividir en el pleno municipal a los partidos políticos del Ayuntamiento.

El PP llevaba a debate al pleno una propuesta para iniciar el derribo de las viviendas y que la Policía Local iniciase la identificación de los okupas para proceder a su desahucio, ante lo que el resto de grupos presentaron enmiendas para defender otras posiciones.

Por una parte, tanto el PNV como el PSE (socios de gobierno) abogaban por adoptar las medidas jurídicas precisas para facilitar el desalojo de las casas, incluso por la vía penal, como trámite previo a activar el plan de derribo.

La enmienda conjunta de EH Bildu, Podemos e Irabazi instaba al Gobierno local a retomar el diálogo con Errekaleor Bizirik para negociar el desarrollo del proyecto de autogestión que actualmente desarrollan en el barrio.

Estas tres posiciones diferenciadas han condicionado el debate en el pleno, que se ha saldado con el rechazo de las tres propuestas, que sólo han sido apoyadas por los partidos que las proponían y han obtenido el rechazo del resto de grupos.

Se ha producido además un cruce de acusaciones entre el PP y el PNV sobre la gestión de esta ocupación, que se inició en 2013 con los populares en la Alcaldía.

El concejal del PP Miguel Garnica ha exigido que la Policía Local identifique ya a quienes ocupan esta barriada, mientras que desde el PNV la concejala de Urbanismo, Itziar Gonzalo, le ha acusado de «no haber hecho nada» en la anterior legislatura para solucionar el problema, que Garnica ha achacado a una decisión del pleno en el que la abstención de los nacionalistas «concedió derechos a los okupas».

Desde EH Bildu, Podemos e Irabazi se ha criticado la apuesta por el derribo del barrio «sin que existan alternativas» para esos terrenos y han insistido en la necesidad de llegar a un acuerdo para garantizar el mantenimiento del barrio, que tanto PNV como PSE han descartado porque los intentos de diálogo que se iniciaron «fracasaron» por la «falta de voluntad» de los okupas.

No es la primera vez que el pleno municipal de Vitoria muestra esta división entre los partidos sobre la ocupación de este barrio vitoriano, en el que hace 15 años el Ayuntamiento inició un proceso de compra de las antiguas viviendas para su derribo y el uso posterior del solar para construir nuevas viviendas, cuyo coste alcanzó los 22 millones de euros y se alargó en el tiempo.

Con la llegada de la crisis económica y la paralización de los planes de expansión de la ciudad, el proyecto se dejó en pausa, aunque en 2013 un grupo de jóvenes inició la ocupación de uno de los portales para desarrollar un proyecto autogestionado.

Desde entonces, la iniciativa ha crecido hasta convertirse en un referente en España, aunque en mayo de 2017 técnicos de Iberdrola cortaron la luz y el equipo de gobierno inició posteriormente los trámites para el derribo con la justificación de las malas condiciones de habitabilidad en la que se encuentran las viviendas. EFE


Compartir

1 Comentario

  1. Hoy en EL MUNDO dicen que Urtaran da aire a los ocupas de Errekaleor. Eso pasa por tener un alcalde inepto solo preocupado por su imagen publica y aferrado al sillón municipal

Dejar respuesta