Los vecinos graban un disco en Alava

0
entreseccion_noticia

EFE).- Un disco grabado por los vecinos de la pequeña localidad alavesa de Oion se ha convertido en una herramienta para luchar contra los rumores racistas y mejorar las relaciones interculturales en ese pueblo donde conviven personas de distintas procedencias.

El disco, titulado «100 % Oion», ha surgido de una iniciativa de la Asociación Innovación Cultural Artes y Sociedad, Artehazia, de Vitoria, que en 2015 hizo una convocatoria y, entre las diferentes propuestas presentadas, eligió la de la agrupación de Oion «Entretanto entretente» para mejorar las relaciones entre los vecinos de distintas culturas del pueblo.

El objetivo era dar respuesta a esa necesidad a través del arte.

Posteriormente se sumaron a la propuesta miembros de distintas asociaciones de inmigrantes.

Los participantes en el proyecto han trabajado durante dos años, ayudados por la artista Idoia Zabaleta, hasta que decidieron que una buena manera de romper estereotipos era grabar un disco.

Para ello, incorporaron a la cellista eibarresa Mursego que les ayudó a crear el disco «100 % Oion».

En él intervienen cerca de 80 vecinos de este pueblo, coordinados por Mursego, que ha compuesto también la música de algunas de las ocho canciones que contiene el disco, con la colaboración del escritor vasco Harkaitz Cano.

En las letras también hay frases que han aportado gran parte de los habitantes de Oion, en las que se plasman algunos de los prejuicios que mucha gente tiene con los inmigrantes.

Una canción de «quejas», otra basada en estereotipos y una nana tradicional islámica cantada en euskera destacan en este disco que vio la luz el pasado mes de junio en Oion y cuya puesta de largo tendrá lugar mañana en el museo de arte contemporáneo Artium de Vitoria.

Los promotores del proyecto han subrayado no obstante que la importancia del proyecto no reside solo en el disco sino en todo el proceso de elaboración de este «proyecto de convivencia entre personas de diferentes nacionalidades, razas y religiones», cuyos resultados además se extenderán en el tiempo.

En la iniciativa han colaborado también la Fundación Daniel & Nina Carasso -afiliada a la Fondation de France-, el Gobierno Vasco, la Diputación de Álava, el museo Artium y la plataforma vasca de innovación cultural Conexiones Improbables. EFE

Compartir

Dejar respuesta