De todos es sabido que el Ayuntamiento se carga árboles y más árboles en Vitoria.

La aparición en escena del Autobús «Inteligente» (BEI) -esa obra de más de 40 millones de euros- ha montado escenarios que serán difíciles de olvidar. Otra más del Ayuntamiento de tomar decisiones sin medir las consecuencias ni pensar seriamente. En este caso, destrozos en la rotonda del Olivo de Ariznabarra.

Trasplantaron un árbol centenario el 23 de enero de este año, y así está hoy (foto superior). «Notable éxito» una vez más por no pensar.

¡Está vivo!

Eso es lo que ha dicho el Ayuntamiento en comisión municipal esta mañana. ¿resucitará finalmente? veamos su aspecto en los próximos días.

Ahora bien, el destrozo ya está hecho, como se ve en la fotografía. Pero seamos optimistas. De momento han acabado con su belleza anterior y su ubicación estratégica. Con su vida, de momento dicen que no. 

Aunque no cambia el hecho de una política sin pensar en la vegetación de la ciudad.

FOTO ANTES:

 


Compartir

9 Comentarios

  1. ¿Que problema hay en trasladar un arbol centenario?, bueno aparte de dejarlo sin raices y sin ramas, (recordar que tanto como hay aereo en ramas hay bajo tierra en forma de raices nos queda un palo la mar de majo, bueno parecido al olivo de la rotonda antes que lo colocaran en al rotonda que tampoco tenia raices por que se las cortaron antes de traladarlo a vitoria. por que el traslado ce cualquier arbol siempre suponer mutilarlo muy seriamente de raices sea para navidad sera por motivos municipales , si no se muere del todo queda un palo con alguna rama la mar de majo

  2. La pregunta es: qué hace un olivo centenario en una rotonda de Ariznabarra?
    A todos los que se quejan ahora por su desaparición, el despropósito empezó cuando lo trajeron arrancado de su lugar de origen.

  3. Árboles, el ayuntamiento a dicho que va a cambiar los árboles de Zaramága y el Pilar pues haber si los cambia todos, todos, detrás del bar atalaya en la calle Berna Díaz Luco hay unos llorones que no suertan nada más que suciedad biçhos y porquería, haber si los quita y pone otros que no manchen tanto, ya.

  4. Me gusta la naturaleza. Pero en la ciudad hay que cuidar los arboles. En ese cuidado entra la poda. Y esta es mi queja: en la calle Pintor Vera-Fajardo llevamos años sin una poda. El ahorro energetico es imposible aplicarlo. En cuanto los arboles echan hojas ni luz ni un rayo de sol entra en muchas casas. Hay que salir de la calle para saber la temperatura que tenemos. Y como leo en un comentario anterior las raices van hacia abajo en proporción a la altura. Un despropósito mantener estos arboles así. A quien compete esta actividad? Ya se que se pide la poda pero…ni caso.

  5. Seguid votando al PNV, así nos irá. Menuda forma de tirar el dinero público para que se lo queden los 4 amiguitos de turno. INCREÍBLE GESTIÓN!!! Y todo por hacer lo que le sale de la punta del iceberg a este alcalde incompetente que más que de Green Capital entiende por GREY CAPITAL. Un aplauso para todos esos votantes a los que les importa un carajo que se carguen media ciudad CON DINERO PÚBLICO!!

  6. Menos árboles y más cemento, ¡carajo! ¿Para qué queremos árboles? ¿Es que no ven nuestros munícipes que molestan, o qué? Que los pongan de hojalata pintada de verde, que ahí no habrá bichos, ni pájaros, ni vida.

Dejar respuesta