vino viñedos vino viñedos alava

(EFE).- Los viticultores de la Rioja Alavesa estudian implantar el método llamado de «confusión sexual» para erradicar la polilla del racimo, una pequeña mariposa que en su estado adulto causa graves daños en los viñedos.

Esta nueva técnica de control de dicha polilla, denominada científicamente Lobesia botrana, consiste en difundir permanentemente, durante el vuelo de adultos, feromona sintetizada de la hembra en las cepas para «confundir» al macho y dificultarle la localización de la hembra y su acoplamiento, con lo que se evita la fecundación.

A diferencia de los insecticidas químicos, esta técnica de «confusión sexual» es respetuosa con el medio ambiente y además no deja residuos fitosanitarios en la uva.

No obstante, para que sea eficaz se tiene que aplicar sobre grandes superficies, como mínimo de 7 a 10 hectáreas.

Con el fin de extender este método en la Rioja Alavesa, la Diputación de Álava ha organizado una reunión el próximo lunes en Laguardia para «dar respuesta mediante una estrategia conjunta en la comarca» a esta amenaza para los viñedos.

Expertos en la materia, junto con el diputado foral de Agricultura, Eduardo Aguinaco, llevarán a cabo varias intervenciones para dar a conocer a los viticultores la importancia del control eficaz de la polilla, las herramientas existentes y exponer con detalle las ventajas del uso de la técnica de «confusión sexual».

Los daños que causa la polilla en el viñedo riojano, y más aún en otras zonas cálidas, se derivan de las heridas que sus larvas provocan en las uvas de las que se alimentan, al favorecer la infestación por botrytis o podredumbre del racimo.

En la campaña de 2014 en La Rioja la incidencia de la polilla fue muy alta, lo que unido a las lluvias en época de vendimia, dieron lugar a la aparición de la podredumbre en muchos viñedos, con serias consecuencias sobre la producción y calidad de la uva y del vino, ha recordado hoy la Diputación alavesa en un comunicado.

En la jornada también participará el presidente de Arprovi, Eugenio García del Moral, la investigadora de Neiker Ana María Díez Navajas y el jefe de Protección de Cultivos de la Consejería de Agricultura del Gobierno de La Rioja, José Luis Ramos.

Asimismo intervendrá José Ignacio Gracia, director técnico de la D.O. Campo de Borja, en cuyos viñedos se viene utilizando de forma generalizada desde 2015 el método de «confusión sexual» y que se ha revelado como una alternativa altamente eficaz al uso de insecticidas químicos.

La jornada pretende contribuir a la implantación de este sistema en la Rioja Alavesa, una labor de promoción que se está realizando igualmente en el resto de la DOCa Rioja, y que de llevarse a cabo de forma generalizada podría convertirse en un factor diferencial cualitativo para la Denominación, según la Diputación de Álava. EFE



Dejar respuesta