Foto ajena a la información. EFE).- El Ayuntamiento de Vitoria iniciará a finales de esta semana o inicios de la siguiente una campaña de control de la población de jabalíes en el humedal de Salburua con la participación de cuatro arqueros que serán los encargados de abatir a los ejemplares.

El consistorio vitoriano ha informado este lunes de que la sobrepoblación actual de estos mamíferos supone un problema por su impacto negativo sobre la fauna del humedal, en particular sobre anfibios, reptiles y aves que nidifican en el suelo; porque provoca daños en los cultivos de los alrededores, así como riesgo de accidentes en las carreteras próximas y riesgo sanitario debido a la alta concentración de animales y a su contacto con los ciervos del parque.

Ante esta situación, el Ayuntamiento ha obtenido la autorización para llevar a cabo la campaña de control de la población durante dos meses.

En paralelo a esta campaña de control de los jabalíes, se realizará un seguimiento basado en muestreos nocturnos desde vehículos para evaluar la efectividad de las medidas y regular la presión cinegética.

La utilización de los arcos entraña un menor riesgo que las armas de fuego, que además provocaría huidas y un desplazamiento masivo de jabalíes y corzos fuera del humedal.

El humedal de Salburua es una zona protegida y forma parte de la zona de seguridad delimitada entorno a Vitoria, por lo que el uso de las armas de fuego también está prohibido salvo en situaciones excepcionales. EFE


Compartir

11 Comentarios

  1. Una idea para las fiestas. Podemos sustituir las corridas de toros por la caza de jabalíes con arco, al modo toro alanceado de Tordesillas. Tiene la ventaja de que el arco es más seguro para el hombre, y el animal está más indefenso.
    O podemos contratar a Obelix, para que controle la población de jabalíes.
    No se puede pedir la prohibición de las corridas de toros mientras se dedican a matar jabalíes con arco. Es una postura incoherente e hipócrita.

    • Hombre, no sé yo si es comparable abatir jabalíes por sobrepoblación para preservar la fauna de la zona y disminuir el riesgo de accidentes de tráfico, con torturar un animal hasta la muerte como diversión.

      • El enfrentar a un hombre con un trapo y una espada con un animal que pesa 7 veces más, con dos afilados pitones y que no para de intentar matarte si no le matas tu antes es más bien una tortura para cualquier hombre. Yo desde luego tengo más empatía por el hombre.
        Supongo que desde tu punto de vista, considerarás que Picasso, Lorca, Dalí, Goya o Hemingway eran torturadores.

        • No, no lo considero así. Ni en el caso de esos artistas ni en el caso del resto de aficionados a los toros. Es simplemente mi punto de vista sobre ese «espectáculo».

          Lo que quería transmitir es que me parece perfectamente compatible comprender la necesidad de acabar con un problema como la sobrepoblación de los jabalíes en Salburua y los problemas que ello conlleva, y aborrecer las corridas de toros. No veo incoherencia.

        • Pues nada, esos héroes que vayan a pecho descubierto, sin banderillas, sin estoque, pero no hay… No es cuestión de empatía, sino de un mínimo de humanidad y sensibilidad, que evidentemente tú no tienes. El que se pone delante es porque quiere, nadie le obliga, pero que la haga en igualdad de condiciones, claro que el toro tiene cuernos que la naturaleza le ha dado como defensa, no como arma ofensiva. El héroe igual también los tiene, pero de otra clase.

  2. No me creo que hayan contemplado otras posibilidades, como los repelentes o la contracepción o la esterilización. No, no me lo creo. Es la ley del más fuerte frente a un animal, que, claro, tiene que comer. Pensar y planificar antes, pero eso no se lleva entre nuestros supuestos próceres. Tendrían que hacer un examen de sentido común antes de ocupar sus puestos.

Dejar respuesta