Ayer a la tarde se procedió a la limpieza de “La Musa de la Música”, escultura que se encuentra en el Jardín Secreto del Agua, tras la denuncia pública que realizó un grupo político, por unas pintadas en la misma, de simbología tanto nazi como sexual.

El Departamento de Cultura, Educación y Deporte, encargado de la limpieza del patrimonio cultural en este tipo de casos, dio la orden de limpieza nada más conocerse la noticia.

Según Estíbaliz Canto “este tipo de pintadas y sus autores, que sólo se les puede definir como ofensivos y antidemocráticos, no caben en nuestra ciudad, no ya sólo porque nos corresponde a todos cuidar nuestro patrimonio histórico y cultural, sino porque la ideología que promueve fanatismos hay que cortarla de raíz para que no se propague, especialmente en los tiempos que corremos”.

Además, la responsable de Cultura ha querido agradecer la denuncia, recordando que “el Ayuntamiento, no siempre se da cuenta de todos los desperfectos intencionados en las esculturas de la ciudad, pero siempre actuamos en cuanto tenemos conocimiento de ellos, por lo que agradecemos al grupo Podemos Vitoria su denuncia, y animamos a la ciudadanía a que nos comunique este tipo de incidencias para que nuestro patrimonio esté limpio y cuidado, y sólo posea los desperfectos inherentes al paso del tiempo”.


Compartir

3 Comentarios

  1. Toda la p…a ciudad llena de pintadas y lo que a estos tipos les hace reaccionar y ordenar limpiar inmediatamente es un pequeño signo pintado en una escultura que «alguien» ha denunciado.

    Pues habrá que sugerir a los «artistas» que lo incluyan en su repertorio cuando decidan «embellecer» nuestras fachadas, persianas y puertas de garaje, para que el Ayntamiento se mueva rápido y las limpie.

  2. La estatua está junto a la oficina del Síndico «defensor vecinal», y las pintadas llevaban muchos meses. Hace un par de meses fuí a enseñarsela a una amiga de otra provincia, y la pintadas ahí seguian. Me avergonce de la imagen de incultos e incivilizados de los alaveses que se llevaría mi amiga.
    Igual que con las pintadas de la catedral nueva.

Dejar respuesta