robo móviles especialistas

Las aplicaciones de videochat se han convertido, desde el inicio del estado de alerta, en nuestra única manera de mantener contacto visual con nuestros amigos y familiares, eso sí, a través de una pantalla.

La cuarentena se está haciendo larga, todos echamos de menos socializar en la calle, pero como no es posible, las videollamadas son un recurso muy efectivo (y gratuito) durante el confinamiento.

Muchos usuarios optan por hablar y verse gracias a las videollamadas a través de la aplicación WhatsApp, que solo permite que se conecten de forma simultánea 4 usuarios por los que muchos otros recurren a Skype.

Otra aplicación que está arrasando entre los vitorianos es “Houseparty”, ya que, en ella además de comunicarnos con nuestras amistades a través del videochat, podemos realizar diversos juegos, como por ejemplo, el famoso Trivial.

Sin duda, estas herramientas hacen que nos entretengamos durante un rato y no se nos hagan tan pesados los días.

La aplicación es en inglés por lo que tiene doble dificultad, pero ello nos ayudará a retomar el idioma y practicarlo con nuestros amigos.


Compartir

1 Comentario

  1. Hay mucha gente en la calle circulando con sus vehiculos, demasiada. Si queremos vernos en el espejo de china y pensar que en dos meses esto va a pasar, estamos muy equivocados. No estamos haciendo lo mismo que en China . Asi que de dos meses olvidense. Y de poco sirve bajar la curva por que volvera a subir, el contagio es exponencial. Por otro lado, hacer lo mismo que en hubei seria muy «heavy» implicaria dejar morir a la gente en casa… En china no hay contagios porque sencillamente no hay enfermos, o se murieron en casa o lo superaron. Persona que detectaban con fiebre… «iban puerta por puerta» o por la calle, inmediatamente era arrastrada por la fuerza y confinada en un hospital y alli sobrevivia o se moria encerrada. Eso explica la baja mortalidad en china… Los que han muerto en casa no hacen parte de las cifras. O no me explico los pocos fallecidos alli, en china. En cualquier caso… Cuidense Vitorianos. Sigan su sentido comun. Un abrazo

Dejar respuesta