Industria alavesa producción

La producción industrial en Euskadi en abril de este año se desplomó un 39 % con respecto del mismo mes de 2019 como consecuencia de la declaración del estado de alarma y la paralización de buena parte de la actividad económica no esencial.

Comparado con el mes anterior, marzo de 2020, la actividad de la industria vasca disminuyó un 25,7 %. Ya en marzo se registró un descenso interanual del 14,3 %, menos de la mitad que la caída de abril porque la actividad solo se vio afectada en la segunda quincena del mes.

En abril se produjo una evolución negativa de la industria en los tres territorios, especialmente en Álava, el más industrializado, con un retroceso del 47,9 %; en Bizkaia el descenso fue del 37,6 % y en Gipuzkoa del 35,3 %.

Según ha informado este miércoles el Instituto Vasco de Estadística-Eustat, la evolución del Índice de Producción Industrial de abril respecto del mismo mes de 2019 fue negativa en todos los grandes sectores, ya que los bienes de equipo descendieron un 48,5 % y los intermedios un 45,8 %.

Entre los primeros se encuentra la fabricación de vehículos de motor, la construcción de locomotoras y material ferroviario y la construcción aeronáutica y naval, mientras que entre los segundos predominan las actividades de metalurgia, la industria química y la fabricación de productos de caucho y plástico.

Por sectores desagregados, los que registraron mayores descensos interanuales fueron material de transporte, con una contracción del 64,9 %, caucho y plástico (-56,7 %) y metalurgia y productos metálicos (-47,8 %).

Entre estos sectores más relevantes, la energía eléctrica, gas y vapor, con una reducción del 1,1 %, fue el que presentó la disminución menos acusada de todos.

Los bienes de consumo en su conjunto presentaron un descenso del 23,3 %, debido a que los duraderos, entre los que están la fabricación de muebles, aparatos domésticos y electrónicos, decrecieron un 46,9 %, mientras que los no duraderos, como fabricación de productos para la limpieza e higiene y ropa, bajaron un 17,7 %.

La variación intermensual, abril de 2020 sobre marzo de este año, presenta también evoluciones de signo negativo para todos los grandes sectores industriales, del 34,5 % en los bienes de equipo, del 28,7 % en los intermedios y del 16,8 en los de consumo. Entre estos últimos, los duraderos bajaron un 29,7 %, mientras que los no duraderos lo hicieron en menor grado (-14,4 %). La energía decreció un 9,9 %. EFE


Compartir

Dejar respuesta