El himalayista Juanito Oiarzabal ha recibido el alta médica este miércoles tras casi 20 días ingresado en el Hospital de Txagorritxu de Vitoria por una neumonía provocada por el coronavirus y ha señalado que es uno de los “días más felices” de su vida.

“Han sido unos días muy duros y sacrificados”, afirmó el montañero vitoriano en un vídeo colgado en su perfil de Facebook, debido a los antecedentes que tiene a raíz de las dos embolias pulmonares que sufrió en 2016.

Adelantó además que este sábado comenzará la actividad de montaña y agradeció “la atención, el servicio y la amabilidad de los médicos y enfermeras”.

“Por lo menos en este hospital de Txagorritxu se han portado conmigo y con todo el mundo de una forma extraordinaria”, añadió el alpinista, que destacó que los facultativos “están totalmente identificados con la pandemia y todo son amabilidades para pasarlo lo mejor posible”.

Del mismo modo, reconoció que no podía imaginar que tuviera tanta gente interesada en su salud. “Me encuentro feliz y muchas gracias por las muestras de cariño que me habéis enviado”, manifestó Juanito Oiarzabal en la puerta del hospital vitoriano. EFE

Su previsión de ayer

El himalayista Juanito Oiarzabal prevé salir este miércoles del hospital de Txagorritxu de Vitoria, después de diez días ingresado por una neumonía provocada por el coronavirus.

El vitoriano ha confirmado a Efe que ya está “recuperado” y que este miércoles recibirá el alta hospitalaria tras superar una “neumonía severa” que se complicó debido a su historia clínica en la que destacan dos embolias pulmonares que sufrió en 2016.

El montañero resultó positivo en la covid-19 hace más de 20 días en el transcurso de un preoperatorio y tras estar cinco días de estar “muy mal” en casa tuvo que ir al hospital donde le asistieron mediante un respirador.

Aunque se encontraba “físicamente bien” y no tenía más síntomas añadidos se ha ido recuperando poco a poco en la última semana.

El alpinista alavés, que cumplirá 65 años el próximo mes de marzo, se vio obligado en 2016 a interrumpir su proyecto 2x14x8000, que consistía en repetir la cima de las 14 montañas más altas del planeta, a consecuencia de dos trombos pulmonares que le obligaron a pasar por el hospital tras regresar del Dhaulagiri (8.167 metros, Nepal).

Hace poco más de un mes, el vitoriano se despidió de los “ochomiles” y anunció que lo haría a través de un documental que grabará los próximos meses junto a su hijo Mikel y el director de “Al filo de lo imposible”, Sebastián Álvaro, que recorrerá las zonas de Pakistán, Nepal y Patagonia. EFE


Compartir

1 Comentario

  1. Según esta noticia parece que se le ha olvidado dar las gracias al resto del personal que le ha atendido:
    auxiliares de enfermería, celadores, limpiador@s, técnicos de rayos, de laboratorio…
    Todavía está a tiempo.

Dejar respuesta