ayuntamiento ordizia

Más de 1.500 ovejas han tomado este miércoles el casco antiguo de Ordizia (Gipuzkoa) durante la celebración del Artzain Eguna con el objeto de rememorar la antigua trashumancia que los pastores realizaban desde los prados bajos a la sierra de Aralar una vez concluido el invierno.

El Ayuntamiento de Ordizia ha organizado esta feria con la colaboración de la asociación guipuzcoana de oveja latxa, ELE, y Lurgintza, la Denominación de Origen Idiazabal y la Cofradía del Queso Idiazabal.

El paso de los rebaños, pertenecientes a cinco pastores, es el acto que más expectación suscita en el Artzain Eguna, la primera feria extraordinaria de las que se celebrarán este año en la localidad del Goierri guipuzcoano.

A continuación, ya en el salón de actos del Ayuntamiento, ha tenido lugar otro de los eventos importantes de la jornada: la presentación del nuevo queso Idiazabal.

Este año Edorta Lamo, del restaurante Arrea! de Santa Cruz de Campezo (Álava), ha sido el encargado de cortar el queso elaborado por el productor Eneko Goiburu.

Tras coger el queso nuevo entre las manos, ha dicho: «El olor de nuestro territorio». Se le ha visto especialmente emocionado, reconociendo que estaba siendo un día especial donde ha contado con el apoyo de su familia, amigos y compañeras y compañeros de profesión.

Desde las nueve de la mañana la plaza Garagartza ha acogido la exposición-concurso y venta de carneros de raza latxa con más de 200 cabezas de ganado.

En esta muestra ha participado ejemplares de oveja latxa «cara rubia» y «cara negra» pertenecientes a pastores de Aralar, Ernio, Izarraitz, Gabiria, Azpeitia, Donostialdea, Urbia, Elgoibar, Legazpi, Ordizia y Zerain, entre otros.

Como ya es tradición, a lo largo de la mañana, Carlos Ibarrondo ha preparado en la plaza 40 corderos lechales de Euskolabel pasados al burruntzi para su posterior degustación entre los asistentes a la feria.

El dinero recaudado con la venta de los pinchos de cordero se destina a la asociación guipuzcoana de Padres y Madres de Niños afectados por cáncer, Aspanogi.

El programa festivo ha contado también con actividades dirigidas a los niños como la elaboración de queso, el esquileo de ovejas y la degustación de ‘mamia’ (cuajada).EFE



Dejar respuesta