Vitoria obligada a devolver el dinero de multas ¡1 millón €!

En próximas fechas, el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz iniciará el procedimiento de devolución de oficio, sin necesidad de solicitud previa, del importe recaudado de las sanciones que se impusieron por el incumplimiento de lo establecido durante el primer estado de alarma derivado de la pandemia. Unas tendrá que devolver y otras dejar de cobrar.

Se trata de sanciones impuestas por inobservancia de los apartados 1, 3 y 5 del artículo 7 del Real Decreto 463/2020 en los cuales se establecían limitaciones a la libertad de circulación de las personas durante el estado de alarma.

TODAS (más de 1 millón de euros): Esta decisión municipal supondrá el reintegro a particulares de un total de 974 sanciones ya cobradas por importe de 337.701,10 euros. Igualmente, se paralizará el cobro de otras 1.338 denuncias no recurridas cuyo importe global alcanza los 789.482,10 euros. Más de 1 millón en total.

Hasta que no interviene el Constitucional, ni mu

El Tribunal Constitucional emitió sentencia sobre esta cuestión el pasado 14 de julio, declarando inconstitucionales los apartados del Real Decreto 463/2020 que motivaron las sanciones a devolver. Sin embargo, la sentencia no aclaraba suficientemente cómo quedarían afectados los procedimientos sancionadores firmes, es decir, qué hacer en los casos de particulares que ya habían pagado la sanción o que no habían recurrido en tiempo y forma la resolución sancionadora.

Ahora, un informe jurídico del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz aclara que los actos sancionadores firmes dictados en aplicación de una ley declarada inconstitucional pueden ser revocados y, si la Administración ha cobrado el importe de las sanciones, tiene la obligación de reintegrar a los particulares su importe. Siguiendo este informe se ha tomado la decisión de revocar las multas y proceder a su devolución.


Compartir

11 Comentarios

  1. Esto es absurdo….. alguién= persona física debe pagar por este asunto…… sino vaís a crear el precedente para pasarme todo por el forro de los cojo…… es…..
    QUE PAGUE ALGUIEN….. y que se sepa quién ha sido el que ha hecho las cosas mal…. Sino tumbaréis la pedagogía de las sanciones y el respeto a la autoridad.
    Además para otras muchas cosas como una mierda de factura mal cobrada por la compañía de turno, eléctrica, teléfono, etc…. te hacen hacer cuarenta recursos y esperar dos años.
    Y a la gente que se rie de todo el mundo y hace lo que le sale cuando los demás se sacrifican ahora se les quita la sanción de oficio…..¡Venga ya!… que recurran las multas que además la mayoría son unos zánganos y no lo harán….
    pero no, con dinero público … quedo fenomenal de un plumazo con esos que igual me votan…… Mierda de sistema.

  2. Es triste que hasta no ha salido el constitucional no devuelvan el dinero. De todas formas formas se echa de menos una disculpa pública por partes de los dirigentes y las autoridades. Ya que los modales y buenas formas de los agentes en aquellos días brillaban por su ausencia. Y ahora que todo era ilegal, no se…. Creo que debería haber una respuesta pública con repecto al trato recibido.

    • Vox es ese partido de emigrantes que odia a los emigrantes, que dice acabar con chiringuitos cuando su fundador emigrante vivió de un chiringuito, antivacunas y rancios fachas. Es el caldo de cultivo perfecto, aglutinador de ignorantes, inconsistentes, inconsecuentes y gente sin criterio. Crítico una cosa y la contraria… En fin. Un curioso experimento sociológico para detectar lo más especial de la sociedad.

  3. Quien le devuelve la dignidad a los jubilados a los que la policía les registraba la Bolsa de la compra para ver si habían comprado solo productos de primera necesidad, y les pedían la factura para que justificaran que venían de la tienda y no estaban dando un paseo con una bolsa de naranjas?

  4. Solo faltaría que tuvieran que pedir disculpas a los imbéciles y retrógrados a los que se las pusieron. Para esos cortos e ignorantes, es la única manera de espabilarlos, aunque seguro que muy poco. No dan para más.

Dejar respuesta