Fábrica de Mercedes-Benz en Vitoria-Gasteiz

Los trabajadores de las empresas subcontratadas para la limpieza de la planta de Mercedes en Vitoria han denunciado este jueves que desde 2013 llevan negociando un nuevo convenio laboral y que todavía no han tenido ninguna subida salarial.


Representantes de los trabajadores de Gigabar, Garbialdi e ISS han explicado la situación en la que se encuentran los 250 trabajadores afectados después de que en los últimos seis años hayan mantenido escasas reuniones con las direcciones de estas tres subcontratas «sin el mínimo acercamiento».

El portavoz de estos trabajadores Aitor Bragado ha explicado que además de no haber experimentado ninguna subida salarial, por lo que el poder adquisitivo que han perdido es «enorme», las empresas pretenden eliminar otra serie de derechos de las plantillas.

Ha dado a conocer que en la última reunión celebrada en julio se les informó de que no se podía avanzar en la negociación porque estaba a subasta la nueva adjudicación del servicio de limpieza en la planta, que comenzará a prestar sus servicios en enero del próximo año.

«Estamos en una situación ya insostenible para todos los trabajadores», ha explicado Bragado, quien ha denunciado la «nula voluntad de las empresas concesionarias de negociar, sin olvidar la responsabilidad que tiene Mercedes en todo esto». EFE


Compartir

Dejar respuesta