los coches más vendidos de alava

Los concesionarios de automoción de Euskadi perdieron el 17,3 % de su negocio en 2020 por las consecuencias de la crisis sanitaria de coronavirus al facturar 1.458 millones de euros, es decir 304 millones menos que en 2019.

La patronal Faconauto ha dado a conocer estos datos y ha señalado que en 2020 6 concesionarios cerraron en Euskadi y quedaron 100, que dan empleo a 6.525 personas.

La facturación bajó sobre todo en las ventas de vehículos usados, y se cifró en 1.063 millones, un 18,1 % menos que el año anterior. El negocio de vehículos nuevos cayó un 11,3 % al ingresar 250 millones.

En el conjunto de España los concesionarios perdieron de media el 19 % de su facturación, que quedó en 35.895 millones de euros.

En el conjunto del país cayeron más las ventas de vehículos nuevos (-19,8 %) que las de los usados (-14,7 %).

En cuanto al empleo, la red oficial de concesionarios perdió en España 8.075 puestos de trabajo el año pasado, un 5 % del total, quedando en 153.425 trabajadores.

Para Faconauto los ERTE han sido esenciales para mantener el empleo en el sector, pero ha advertido de que difícilmente podrán mantener sus actuales plantillas si el mercado no remonta. De hecho, según una encuesta encargada por esta patronal el 64 % de los concesionarios españoles prevé reducir su número de trabajadores en 2021. EFE


Compartir

Dejar respuesta