Javier Calleja, entrenador del Alavés, lamentó la derrota frente al Rayo Vallecano y dijo que, pese a la mala dinámica liguera que les está acercando al descenso, no está preocupado por su puesto, sino que lo único importante es trabajar para revertir la situación.

El Rayo Vallecano venció al Alavés (2-0) con dos goles en la primera mitad de Sergi Guardiola y Alejandro Catena.

«Veníamos preparados para que no tuvieran espacios pero se encontraron situaciones de juego para enlazar con Trejo y girar. La mala dinámica no es una cuestión de actitud. Creo que si alguien se ha equivocado soy yo. El Rayo tiene jugadores rápidos, dinámicos y lo que buscábamos es que no tuvieran espacios a la espalda», dijo Calleja, en conferencia de prensa.

«Nos ha faltado más presión a balón, más contundencia, y eso nos ha hecho tener dudas. Igual hemos estado un poco temerosos en la primera parte porque en la segunda hemos competido bien aunque no hemos tenido la capacidad de marcar gol», confesó.

El próximo compromiso del Alavés llegará la próxima semana frente al Villarreal. «Veremos lo que pasa en ese encuentro pero lo importante es trabajar con más ilusión, fe y unión que siempre».

«El objetivo es la permanencia. De momento estamos fuera del descenso pero sabemos que será muy sufrido. En mi caso no estoy preocupado por mi puesto. Lo que me importa es trabajar para corregir errores. El objetivo es la permanencia y lucharemos hasta el final», finalizó. EFE

Iraola: «No miro la clasificación ni el puesto, me importan los puntos»

Andoni Iraola, entrenador del Rayo Vallecano, se mostró «contento» por cerrar el año con una victoria ante el Alavés que mantiene al equipo en puestos europeos, pero rebajó posibles euforias asegurando que no mira la clasificación ni el puesto de equipo porque lo «importante son los puntos».

El Rayo Vallecano ganó al Alavés y cerró un año 2021 para enmarcar tras el ascenso a Primera y situar al Rayo en los primeros puestos de la clasificación de la máxima categoría.

«30 Puntos es una cifra muy importante pero sobre todo es la consecuencia de que el equipo hace bien las cosas y se merece esa puntuación. De eso tienen mérito los jugadores, que hacen un trabajo muy solidario», dijo Iraola, en conferencia de prensa.

«Soy consciente que la clasificación es circunstancial. No me importa ser cuartos, sextos o séptimos ahora. Me importan los 30 puntos porque si te duermes enseguida vas para abajo. Con 30, de momento, no nos llega pero es muy buena cifra y es el reflejo de lo que es el equipo hasta ahora. Nos lo hemos merecido», comentó el técnico vasco, que no quiso valorar numéricamente el trabajo de su equipo.

«Las notas son a final de temporada. 2021 ha sido espectacular y hemos avanzado mucho. Vamos bien pero la nota nos la tienen que dar a final de temporada. Sabemos lo que cuesta el objetivo. De los veinte partidos que quedan no creo que seamos favoritos en muchos. Jugamos en casa con los grandes y los demás son fuera. Si se cumple la lógica igual no ganamos en enero, por ejemplo», apuntó.

«Los que sabemos el calendario que tenemos, sabemos lo complejo que es. Me encanta que la gente se lo pase bien pero tengo que ver lo que tenemos», concluyó. EFE



4 Comentarios

  1. Si Calleja de nuevo admite que se ha equivocado y que el culpable del repetido mal juego del Alavés es él, debiera dimitir antes de que lo cesen. Por el camino que va nuestro equipo no creo que termine esta liga en el puesto, aunque para tanto desbarajuste tiene que haber otros motivos que se nos escapan y de los que, tal vez, no sean responsables ni los jugadores ni el entrenador. El problema ¿podría estar en los despachos?

  2. Este equipo no lo levanta ni Guardiola, Pochettino y Angelotti juntos. Jugadores baratos, desechados de equipos de segunda fila. Con cambiar de entrenador, se deja contentos a los socios, a la afición, y todos contentos.

  3. Con esta declaración-confesión del señor calleja, no queda bienqueda, sino que le colocan inequívocamente en el callejón de salida. Porque las dosis de equivocaciones que tolera el jeke deben de estar inequívocamente a punto de agotarse. No por nada, sino porque el pelotazo buesarena que quiere repetir en mendi lleva inequívocamente camino de hace agua.

Dejar respuesta