El entrenador del Deportivo Alavés, Javier Calleja, aseguró tras la victoria ante el Huesca que está muy feliz pero «con los pies en el suelo», y afirmó que cada vez ve «más el equipo y las ideas» que le gustan.

Calleja se mostró satisfecho en sala de prensa con el papel de los suyos y dijo que «el compromiso y la actitud son innegociables y hoy se ha demostrado». «Todos han tenido una entrega grandísima y eso es clave para conseguir el objetivo”, agregó.

Señaló que el Alavés dominó durante todo el choque, con una buena organización, aunque con cierta falta de definición en los metros finales.

«Hemos dado la cara en todo momento, defendido muy bien, tenido ocasiones… el camino es este: competir, trabajar e ir jugando mejor”, consideró.

CAMBIO ANÍMICO

En cuanto al cambio anímico que la plantilla del Alavés ha experimentado, el técnico madrileño explicó que la clave era salir del negativismo y coger confianza:

«Se ha visto que la idea está calando y que el trabajo de los entrenamientos está siendo bueno. Tenemos que creer y seguir con esta intensidad».

Además celebró que rompieran «una mala racha», pero dijo que quedan muchos puntos y no han hecho nada más que ganar contra un rival directo.

SUBIDÓN 

El entrenador del Deportivo Alavés aseguró que la victoria fue «un subidón», pero que hay que seguir trabajando para el resto de las jornadas y seguir preparando los partidos para ganar «a cualquier rival».


Compartir

1 Comentario

  1. Esto del «subidón» y del «bajón» depende de si pende o no pende, o sea, que la metas o no la metas (la pelota y lo otro), dicho de otra manera, como decía el impagable mariano, de si entra o no entra. Así que el entrenador sobrevenido está de subidón por lo menos hasta el próximo partido. Hace falta saber cómo está el rey de las chuches, que no sube ni baja con alegría.

Dejar respuesta