Esta semana la Ertzaintza detuvo en la capital vizcaína a dos hombres de 35 y 40 años por un delito de allanamiento de morada. Los arrestados ocuparon y cambiaron la cerradura de la vivienda aprovechando la ausencia de la víctima.

A primera hora de la tarde del jueves un vecino del barrio bilbaíno de Santutxu regresaba a casa tras haber permanecido ingresado en un centro hospitalario y, en el momento de acceder a su domicilio, se percató de que le habían cambiado la cerradura.

Tras solicitar la presencia policial y un cerrajero, se procedió a la apertura de la puerta y, agentes de la Ertzaintza personados en el lugar, localizaron a dos hombres en el interior.

Los dos individuos fueron detenidos por un delito de allanamiento de morada y trasladados a dependencias policiales. Una vez finalizadas las diligencias en la Ertzain-etxea fueron puestos a disposición judicial.



1 Comentario

  1. Lo mismo tenían que hacer con todos los ocupas. ¿No pueden aplicar, como en esta ocasión, la ley (muy antigua, y eficaz) de allanamiento de morada? No les interesa, porque son votos que pierden y muchos quinquis por las calles vagabundeando. Como con todo; se lo dejan ir de las manos y después no pueden solucionarlo.

Dejar respuesta