Que los malos hacen su agosto en Vitoria todos los meses, es una realidad de delincuencia hace tiempo en nuestra ciudad. El cartel de hoy lo demuestra.

Los comercios son objetivo prioritario de los ladrones. Y los de hostelería, a la cabeza. Es imparable la falta de seguridad.

Hoy nos desayunábamos con un CARTEL DENUNCIA de un hostelero que escribía con ironía.

Le han robado y ofrece un consejo al siguiente ladrón

«No te molestes en entrar a robar, porque se te han adelantado. Lo siento».

Además pide perdón. Por no desesperarse más, suponemos.

Es en el Kotz, ubicado en la parte trasera de la Diputación Foral de Álava, junto al Juan.

 



Dejar respuesta