El PSE y el PNV gobernarán juntos en el Ayuntamiento de Vitoria. El acuerdo es total.

La semana pasada los contactos se aceleraron entre ambas formaciones, después de que los socialistas marcaran varias condiciones que han sido aceptadas.

El acuerdo se ha hecho público esta mañana, con el Presidente del ABB José Antonio Suso y la Secretaria General del PSE de ÁLava Cristina González. Junto a ellos estarán el alcalde de Vitoria-Gasteiz Gorka Urtaran y el portavoz del grupo municipal socialista Peio López de Munain.

De esta forma, Vitoria deja de ser el único Ayuntamiento de las capitales vascas al margen del pacto global suscrito entre PNV y PSE hace un año.

Hoy terminan las desavenencias, ya que los socialistas no admitieron hace un año que  el pacto global suscrito entre ambos partidos lo rompió el PNV en Andoain el 13 de junio del pasado año.

El pasado junio un candidato independiente del PNV no apoyó al aspirante socialista a la Alcaldía de Andoain -ahora en manos de EH Bildu-, lo que se tradujo en la retirada del apoyo del PSE a la investidura de Gorka Urtaran en Vitoria.

Detalles del acuerdo

Según informa EFE, en virtud del mismo, López de Munain será el primer teniente de alcalde de Vitoria en nombre del PSE, grupo que se encargará de áreas como Políticas Sociales (el propio Peio López de Munain) y Seguridad Ciudadana (Carlos Zapatero).

Los cuatro responsables políticos han coincidido en destacar que este acuerdo beneficia al conjunto de la ciudadanía vitoriana y que profundiza el pacto de gobernabilidad que ambos grupos firmaron hace un año.

El Ayuntamiento de Vitoria, dirigido hasta ahora por los jeltzales en minoría con 5 ediles de los 27 de la corporación, pasará a estar gobernado por 9 concejales, el mismo número de ediles que han tenido los equipos municipales en las últimas tres legislaturas.

Entre hoy y mañana en una reunión de la Junta de Gobierno local, se definirá la distribución de responsabilidades entre los diferentes concejales en las tres áreas de estructura municipal: Alcaldía, Área Económica y Función Pública (PNV); Social y de Administración Municipal (PSE-EE) y Urbanismo, Medio Ambiente y Espacio Público (PNV).

Vitoria era el único ayuntamiento de las capitales vascas que se quedó al margen del pacto global suscrito entre PNV y PSE hace un año, que se tradujo en gobiernos de coalición en los consistorios de Bilbao y San Sebastián, y en las tres diputaciones.

Los socialistas no respaldaron la investidura de Urtaran después de que un candidato independiente del PNV no votara a la aspirante socialista a la Alcaldía de Andoain -que quedó en manos de EH Bildu- rompiendo así el acuerdo entre ambos partidos.

Urtaran salió elegido alcalde con el apoyo de su grupo, de EH Bildu, Podemos e Irabazi.

Tras la firma del acuerdo de coalición, el presidente del PNV de Álava se ha mostrado esperanzado en que no se siga hablando de un gobierno municipal «débil».

Ha agradecido a los socialistas el respaldo que han dado a Urtaran durante este año desde que firmaron el pacto de gobernabilidad el 7 de julio de 2015, así como al propio alcalde y a los concejales de su partido por su dedicación.

Suso no se ha querido pronunciar sobre si este cierre de acuerdos locales facilitaría un hipotético acuerdo entre el PNV y el PSE-EE tras las elecciones al Parlamento Vasco el próximo otoño, aunque ha reconocido que «sería más fácil» en el caso de que se optara por esa posibilidad.

La secretaria general de los socialistas alaveses ha considerado que de este acuerdo «sale fortalecida la ciudadanía» y ha dicho que su partido, como el resto de formaciones políticas, es «más útil acordando que criticando».

González ha destacado que este acuerdo da «más estabilidad» y hace «más fuerte» al equipo de gobierno municipal, aunque ha apostado por alcanzar acuerdos con otros grupos municipales.

El alcalde, Gorka Urataran, ha explicado que Vitoria es una «ciudad plural», por lo que el gobierno municipal debe ser «también plural» y además va a tener «mayor capacidad de dar respuestas» a los problemas de los ciudadanos.

Ha destacado la «cohesión» de este equipo de gobierno que «comparte un proyecto común para Vitoria» y ha coincidido con el resto de dirigentes en que es un gobierno «abierto» al acuerdo con el resto de grupos, en línea con el acuerdo presupuestario vigente apoyado por todos los grupos excepto el PP.

El portavoz socialista en el Ayuntamiento y nuevo primer teniente de alcalde, Peio López de Munain, ha citado varios de los asuntos objeto del acuerdo, como garantizar los servicios públicos o la lucha contra el fraude fiscal, y ha destacado que conseguir la «cohesión social será la bandera» de este gobierno municipal.

 



Dejar respuesta