Desde IRABAZI-GANAR hemos tenido conocimiento de un presunto envenenamiento a un perro en los jardines de Obispo Ballester. El lunes a primera hora de la mañana un can que se encontraba en este espacio verde ingirió algo sospechoso e inmediatamente se empezó a sentir mal y la muerte en poco tiempo. Lamentablemente, el dueño de este perro no encontró los restos de lo que ingirió el animal.

Ante esta muerte, hay una alarma social en la zona, donde se ha empezado a ver carteles y se ha empezado a mover la noticia por redes sociales. Por lo tanto, el grupo de IRABAZI-GANAR, ha trasladado al concejal delegado de Seguridad Ciudadana, Carlos Zapatero, el caso para que haya una mayor presencia de la policía local en la zona. Además volverá a trasladar a la próxima comisión de este departamento, que se comunique el protocolo a seguir si se ve algo sospechoso.

Para el concejal de la iniciativa impulsada por Ezker Anitza-IU y EQUO Berdeak, Oscar Fernández, “no podemos quedarnos impasibles ante un caso de envenenamiento a un animal. Es lamentable que en nuestra ciudad puedan ocurrir este tipo de sucesos. Debemos poner todos los recursos posibles para impedir que sucedan casos como este. Si se confirma el envenenamiento es un caso fragante de maltrato animal”.

 



3 Comentarios

  1. si estarían con la correa no comerían veneno, hay mismo he estado a punto de atropellar un perro suelto y el dueño al otro lado de la calle esperando, el Olarizu luego se quejan, poco pasa para tanto irresponsable

Dejar respuesta