Fin de semana en Vitoria: Muchos accidentes y delincuencia

La Policía Local detuvo ayer a un hombre de 50 años por incumplir una orden de alejamiento sobre su expareja, que fue quien avisó al 092.

El arrestado se personó en la vivienda de la denunciante, en el barrio de Aranbizkarra, en la que entró a la fuerza y que abandonó al tener constancia del aviso a la policía.

Agentes municipales le localizaron poco después y, una vez comprobada la vigencia de la orden de protección, procedieron a su detención.



Dejar respuesta