(EFE).- Las Juntas Generales de Álava han acordado hoy declarar al territorio alavés «libre de desahucios» y han aprobado diferentes medidas para «evitar los desahucios y desalojos» en viviendas habituales.

La decisión se ha tomado en el pleno de las Juntas alavesas por 37 votos a favor –PNV, EH Bildu, Podemos, PSE e Irabazi- y 12 abstenciones de los procuradores del PP, sin ningún voto en contra.

La moción, presentada por EH Bildu, Podemos e Irabazi, recoge las reivindicaciones de la plataforma Stop Desahucios de Álava e insta a la Diputación alavesa a que ponga «todos los medios para la paralización de desalojos de primera vivienda» y para garantizar en su caso, «una alternativa habitacional».

También reclama a la Diputación que designe a «una persona u organismo» para la prevención de desahucios en todo el territorio.

El texto aprobado pide, además, a las entidades financieras que operan en Álava que «paralicen los desahucios de los deudores de buena fe», y pongan a su parque de pisos deshabitadas «a disposición de programas públicos de vivienda social».

La juntera popular Alicia Ruiz de Infante ha explicado que la abstención de su grupo se ha debido a que hay determinados puntos, como la disposición de medios para la paralización de los desahucios, «que exceden las competencias forales».

A juicio de los populares, la puesta en marcha de esas medidas «corresponde a otras entidades como el Gobierno Vasco, que debe adoptar estas actuaciones a través de su departamentos de empleo y vivienda». EFE


Compartir

Dejar respuesta