Urkullu quiere mascarilla obligatoria y ¿Estado de alarma otra vez?
foto moncloa irekia

El Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones se reserva una «función interventora» sobre la gestión del Gobierno Vasco del Ingreso Mínimo Vital (IMV) cuyo traspaso a Euskadi ha permitido que el PNV no presente enmienda a la totalidad a los presupuestos generales del Estado de 2022.

La Delegación del Gobierno en Euskadi ha informado de que se establecerán «mecanismos que garanticen los principios de igualdad y de unidad del sistema de Seguridad Social en todo el territorio» del Estado, de manera que el IMV «sea una prestación homogénea para todos los españoles, independientemente de dónde residan».

Por ello, se incluirán «distintos requisitos» al formalizar al traspaso como la «reserva de la función interventora», que habilitará a la Seguridad Social a llevar a cabo un «control financiero» de la gestión de la prestación en Euskadi. Se creará además una comisión de seguimiento en la que la Administración vasca deberá dar cuenta de su trabajo al Gobierno central.

Este mecanismo es «absolutamente novedoso» y es «muy diferente a cómo se habían hecho las cosas en el pasado, como ocurrió con las pensiones no contributivas», señala la Delegación en una nota en la que recuerda que al traspaso a Euskadi y Navarra del IMV ya estaba previsto desde que se creó esta prestación.

En este sentido señala que el Gobierno «lleva más de un año de trabajos técnicos» con los ejecutivos vasco y navarro «para ver cómo se puede hacer efectiva esta asunción de funciones» y que en el proyecto de ley de presupuestos generales del Estado de 2022 lo que se ha hecho es «una adaptación técnica» para que ambas autonomías puedan tramitarla y pagarla. EFE



1 Comentario

  1. Pisoe bueno.Nosotros votarte siempre, ahora tambien viotar pieneiuve

    Gracias, yo llamar amigos mios buenos y venir a pagar pensiones.

Dejar respuesta