humo

El Ayuntamiento de Vitoria se ha comprometido a reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero en al menos un 40 % en los próximos diez años, para lo que impulsará el ahorro y la mejora de la eficiencia energética y el uso de fuentes de energía renovables.

El consistorio ha dado luz verde en el pleno a una declaración institucional para renovar su compromiso con el «Pacto de Alcaldes Por una energía sostenible local» al que Vitoria se adhirió en 2008 y que dio lugar a la puesta en marcha dos años después del Plan de Lucha contra el Cambio Climático de Vitoria (2010-2020).

Este plan contemplaba reducir las emisiones de efecto invernadero en un 25,7 % para 2020, pero en los últimos años el Pacto de Alcaldes ha cambiado sus objetivos para hacerlos más ambiciosos y ha fijado como horizonte de trabajo llegar al 40 % para 2030.

Al adherirse a este nuevo objetivo Vitoria se compromete a elaborar un inventario de emisiones y una evaluación de vulnerabilidades y riesgos derivados del cambio climático. Preparará asimismo un nuevo Plan de Acción para el Clima y la Energía Sostenible. EFE


Compartir

Dejar respuesta