El departamento de Seguridad Ciudadana organizó la pasada semana, un webinario en el que personas expertas en distintos ámbitos abordaron la problemática de las adicciones en menores, su prevención y el tratamiento que se le da desde las instituciones.

Vitoria-Gasteiz expuso la experiencia del servicio Acción Local Sobre Drogas que desde Seguridad Ciudadana atiende situaciones personales, familiares y ciudadanas y que aborda, especialmente, las experiencias iniciales de consumo de drogas tanto legales como ilegales en menores de edad.

A lo largo de 2019, este servicio, que desde Policía Local dirige el médico de salud pública Joseba Zabala, atendió 196 casos de consumos en menores. En el tratamiento de estas situaciones se hace uso del ‘Pendrive Crítico’, un recurso psico-educativo que busca la autocrítica del menor en su experiencia con las drogas.

En el desarrollo de este trabajo, Acción Local Sobre Drogas ha detectado una reducción en el consumo de tabaco y cannabis y una normalización social del alcohol, un gran problema a superar y, ahora mismo, uno de los grandes retos en materia de prevención.

En el webinario del jueves, Joseba Zabala y Joseba Pinedo expusieron la experiencia del ‘Pendrive Critico’ como herramienta preventiva en menores y alternativa a las sanciones por consumos que pueden llegar a los 1.000 € en los casos reincidentes.

También estaba prevista la intervención de Xavier Arana (Instituto Vasco de Criminología), Elena Aldasoro e Irune Urbitrate (Dirección de Salud Pública y Adicciones del Gobierno Vasco), Rubén Ramos (Responsable del Grupo de Menores de la Policía Local de Vitoria-Gasteiz), María Avila (Instituto para la Reinserción Social de Euskadi) y Montse Bartola (Agencia Salut Pública de Barcelona).

Este seminario web, que era inaugurado por Javier Saez Lanas,  director de Seguridad Ciudadana, además de compartir experiencias también se había marcado como objetivo consensuar criterios de intervención y sensibilizar a la ciudadanía e instituciones sobre la importancia de las normas legales como herramienta de prevención.


Compartir

3 Comentarios

  1. 1000 euros que pagan los padres, claro, sería mejor que se dedicasen a limpiar pintadas y fregar meadas, 8 fines de semana, que para unas cosas son menores, pero para darle al porro ya son mayorcitos, pues a currar!!

  2. cuando un profesor encuentra a un menor fumando drogas en el colegio y lo pone en conociemito de sus padres (ahora se llaman progenitor y proginotroa por tocar los guevos) y recibe la contestacion de los progenitories ¿Y cual es el problema?

  3. A parte de preguntar “cuál es el problema “ lo segundo que dicen es:” si quiere hacerlo, que lo haga, para eso es mi hij@,para esto me molestas???”. Cuando lleguen con problemas mayores, ya se darán cuenta de que su criatura angelical no es tan angelical como pensaban.

Dejar respuesta