vidrala beneficios

El comité de empresa de Vidrala ha rechazado la intención de la dirección de «iniciar el proceso de vuelta a la normalidad productiva» en la planta de Llodio «como si ya no hubiese amenaza para la salud» por la pandemia de COVID-19.

El comité ha explicado que hace tres semanas llegó a un acuerdo con la dirección para «reducir al máximo la presencia de personal» en la fábrica «garantizando una producción del 100 % con una plantilla del 40 %». El acuerdo incluía la retirada del ERTE por causas productivas que había planteado la empresa.

La semana pasada la dirección comunicó a la representación de los trabajadores su intención de recuperar la normalidad productiva e iniciar una «desescalada» de las medidas preventivas acordadas «como si ya no hubiese amenaza para la salud y se hubiesen arreglado de repente los problemas que provocaban un ERTE».

El comité considera que «no es posible garantizar la seguridad y la salud de la plantilla dada la naturaleza de las instalaciones y del proceso productivo» y por ello ha pedido a la dirección «que recapacite y rectifique».

Si no lo hace, vigilará que se cumplan las medidas para evitar contagios entre los trabajadores e interpondrá denuncia si esto no ocurre. «Hacemos responsable a la empresa de lo que pueda ocurrir», concluye el comité. EFE


Compartir

Dejar respuesta