El alcalde de Vitoria, Gorka Urtaran, ha expresado su «sensación personal» de que los tres grupos de la oposición municipal, EH Bildu, PP y Elkarrekin, tienen «voluntad» de acuerdo con el equipo de gobierno, algo que considera «muy positivo».

De hecho, el propio PNV propuso una subida de impuesto que tiene ciertas coincidencias con las ideas de Leticia Comerón (PP) y de Miren Larrion (EH Bildu). Rechazan unas cosas y aprueban otras subidas. Pero el camino va a terminar en subidas. ¡Al tiempo!

Urtaran, en su comparecencia ante los medios de comunicación posterior a la reunión de la junta de gobierno local, se ha referido a la próxima negociación para la aprobación de las nuevas tasas e impuestos municipales, cuya discusión comenzará la próxima semana.

El alcalde ha recordado que pese a que tiene el gobierno con mayor apoyo de concejales de los últimos tiempos «necesita y quiere» el acuerdo con otros grupos ya que está a falta de un concejal para la mayoría, para lo que ha mostrado su «mano tendida», ahora en concreto para estas ordenanzas fiscales.

Los tres grupos de la oposición han coincidido en rechazar el planteamiento del gobierno municipal de subir un 4 % los precios aplicados a los servicios más demandados por la ciudadanía, como el pago de la OTA, la recogida de basuras y los equipamientos deportivos.

EH Bildu y el PP plantean subir estos precios por debajo de la propuesta del Gobierno y Elkarrekin Vitoria plantea incrementar el Impuesto de Actividades Económicas (IAE) a las grandes empresas el 4 %, el mismo porcentaje de subida que propone el consistorio para los ciudadanos en los citados servicios. EH Bildu también quiere subir el IAE por encima de lo que propone Urtaran.

Pese a estas discrepancias, el alcalde de la ciudad ha dicho que ve voluntad de acuerdo entre los tres grupos y que «no descarta a ninguno» a la hora de tratar de cerrar pactos que espera sean lo «más amplios posibles». EFE


Compartir

1 Comentario

Dejar respuesta