Fábrica de Mercedes-Benz en Vitoria-Gasteiz

La planta de Mercedes-Benz en Vitoria, la mayor empresa de Euskadi con unos 5.000 operarios, retomará este lunes los tres turnos de trabajo de mañana, tarde y noche, después de varias semanas de incorporación paulatina de los empleados a la actividad.

Esta planta reinició el 27 de abril pasado su actividad de manera progresiva, con algo más de un tercio de su plantilla en un único turno, después de estar parada desde el 16 de marzo por la pandemia de la COVID-19.

La dirección de la empresa informó esta semana a los trabajadores de que una vez analizada la experiencia del rearranque de la actividad productiva confía en que la «vuelta a la normalidad» en la planta sea una «realidad» a partir de este lunes.

La repercusión de la pandemia de la COVID-19 va a suponer una importante reducción en el ensamblaje de vehículos, furgonetas Vito y Clase V, en la planta vitoriana. Estaba previsto que de ella salieran este año 159.000 coches y las previsiones actuales son de un 18 % menos, por debajo de las 130.000, aunque es una cifra que podría ser objeto de revisión en función de cómo evolucione el mercado. EFE


Compartir

Dejar respuesta