notas políticos alaveses
Foto 4 Sales

 Solo el 5,6 % de la población de Euskadi reconoce confiar mucho en los poderes públicos y un 45,2 % dice confiar poco, según la encuesta de Bienestar Personal del Eustat correspondiente al año pasado.

Pese a que este es el único indicador de todo este trabajo sociológico que no alcanza el aprobado (4,6 de nota media) sí ha experimentado un ascenso en todos los grupos analizados respecto del anterior estudio de 2018, con 6 décimas más de promedio.

El único colectivo que aprueba a los poderes públicos, con un 5,3 de nota, es el de las personas procedentes del extranjero. La segunda nota más alta la dan los nacidos en otras comunidades (4,7), mientras que los originarios de Álava son los que aportan el dato más bajo (4,3).

Los mayores de 65 años y los comprendidos entre 16 y 24 años (4,9 y 4,6, respectivamente) son los que más confían en el sistema público, judicial o en la Policía, mientras que las personas de entre 25 y 34 años arrojan el peor resultado (4,3).

Además, la confianza de los hombres (4,4) es inferior a la de las mujeres (4,7), un indicador que disminuye progresivamente a medida que aumenta el nivel de estudios terminados.

Los vascos notablemente satisfechos con su vida

En términos generales, los vascos puntúan con un 7,3 sobre 10 su satisfacción con la vida en general, una nota inferior en dos décimas respecto de 2018, la anterior edición de esta encuesta sobre la percepción del bienestar de la población de 16 y más años residente en viviendas familiares.

La satisfacción con la vida más alta se da entre las personas que consideran que su salud es muy buena (7,9), frente a quienes declaran que es mala o muy mala (5,5). Los jóvenes de entre 16 y 24 años también ofrecen un promedio muy alto, de 7,8.

Los hombres (7,4) se muestran más satisfechos con su vida que las mujeres (7,3). A nivel territorial, Álava (7,4) supera por una décima a Gipuzkoa y Bizkaia (7,3 en ambos casos).

El valor de la vida propia

Los vascos dan un 8 a la consideración de que su vida merece la pena, la misma puntuación que hace cinco años. Son los residentes en Álava (8,1) los que más valoran su vida frente a las de Gipuzkoa y Bizkaia (8 y 7,9, respectivamente).

Este indicador ofrece peores resultados a medida que empeora la percepción de la salud. Hay una variación de casi dos puntos entre quienes declaran tener muy buena salud (8,5) y los que consideran que su salud es mala o muy mala (6,6).

Las relaciones interpersonales, uno de los aspectos más valorados (7,5), alcanza la puntuación máxima entre las personas que declaran tener muy buena salud y las comprendidas entre 16 y 24 años (7,7 en ambos casos), con la nota mínima (7) entre quienes manifiestan que su salud es mala o muy mala.

Satisfacción con la vivienda

Los encuestados dan un 7,2 a su satisfacción con la vivienda y su entorno, y los mejores resultados, otra vez, se dieron entre quienes manifiestan tener muy buena salud (7,5), seguidas de los hombres (7,4) que están más satisfechos que las mujeres (7,1).

Por otra parte, el nivel de satisfacción con el tiempo de ocio se situó en el 6,6. Son los mayores de 65 años los que mejor nota dan a este indicador (7,6) y los comprendidos entre 35 y 49 años los que dan la más baja (5,7).

Como en otros indicadores, la satisfacción de la economía doméstica (6,9) aumenta a medida que lo hace la salud percibida, con oscilaciones entre el 6,1 de las personas que manifiestan tener una mala o muy mala salud al 7,3 de las que declaran que es muy buena.

Las personas paradas (6,2), que experimentan un aumento de 5 décimas respecto a 2018, están menos satisfechas que las ocupadas (6,9) o las inactivas (7). EFE



7 Comentarios

    • Si, si, esos estarán encantados. Además de los okupas, inquiokupas y vulnerables. Estos también estarán encantados con los poderes públicos.

  1. La gente lo que necesita es una mejora en los servicios que más demanda como el de la salud y la protección de sus bienes (inpunidad frente a la ocupación o los robos)……cada vez más funcionarios pero hay que pedir cita o por tfno o por internet, cada vez más impuestos y sin embargo vemos que las consultas para especialistas tienen listas de espera de meses. No hay problema en pagar impuestos pero que el ciudadano vea que incida en la mejora de los servicios…..mientras esto no sea así………los Mileis, Abascales, ….SALF y oportunistas de este tipo tendrán su oportunidad……»justificada»

Dejar respuesta