residencia

Álava adaptará progresivamente sus residencias hacia un modelo por módulos más individualizado, que trate a los mayores más como personas y menos como pacientes, como será el caso del futuro centro residencial Arabarren de Vitoria.

Así lo ha anunciado este miércoles el diputado general de Álava, Ramiro González, quien ha descartado que Arabarren vaya a ser «un macrocentro» residencial, sino «un conjunto de pequeñas residencias» con un máximo de 25 personas mayores en cada centro.

González ha hecho esta aclaración en el pleno de control celebrado en las Juntas Generales a preguntas de Elkarrekin Araba sobre las medidas que va a adoptar la Diputación para cambiar el actual modelo residencial.

El diputado general de Álava ha destacado que la futura residencia ofrecerá a los mayores una forma de vida «lo más parecida a su hogar» con el objetivo de defender una «atención integral centrada en las personas».

La futura residencia alavesa es fruto de un convenio de colaboración con la cooperativa de iniciativa social Arabarren para la concertación pública de la totalidad de las 150 plazas con las que contará el nuevo complejo residencial en el barrio vitoriano de Lakua.

Un nuevo centro que se estima inicie su construcción en 2021 y entre en funcionamiento en 2022 con 100 plazas residenciales, 25 de centro de día destinadas a personas mayores y otras 25 plazas de residencia para personas con discapacidad física grave.

González ha adelantado que el nuevo modelo residencial, aún «en proceso de elaboración», permitirá «el envejecimiento pleno y responsable» para proporcionar a cada persona los recursos que necesita, más allá de la atención clásica actual «sujeta a los horarios y turnos del personal».

Para lograrlo, ha anunciado una «progresiva adaptación» de las actuales residencias hacia un modelo «por módulos» que respete la formas de ser de cada usuario y se les trate «más como personas y menos como pacientes».

Aún así, González ha hecho hincapié en que las residencias no son recursos «para personas autónomas o levemente dependientes», ya que la edad media del usuario en Álava es de «87 años» y casi «el 66 %» de los residentes en plazas públicas tienen «el grado 3 de dependencia» y el resto el grado 2 por lo que son «los más vulnerables entre los vulnerables».

González ha defendido la gestión realizada por las residencias del territorio ante la pandemia de la COVID-19 que han obtenido las mejores cifras de afectación entre sus usuarios de todo el Estado, con un «39 %» de positivos, y ha asegurado que «9 de cada 10» usuarios están «contentos o muy contentos» con el modelo de atención que se les da en el territorio alavés.

Ha reiterado que no se van a concertar plazas con residencias que no tengan «un convenio colectivo» y ha puesto en valor el «extraordinario trabajo» que han hecho los trabajadores de las residencias, que ha permitido «salvar muchas vidas».

Por su parte, la portavoz de Elkarrekin Araba, Arantxa Abecia, ha echado en falta mayor concreción por parte del diputado general y ha considerado «insuficiente» hacer pequeñas modificaciones en las residencias de cara a cambiar el actual modelo.

Abecia ha denunciado que «la deriva privatizadora» de la propia Diputación ha imperado, «dando concesiones a servicios infames». Ha denunciado que el confinamiento ha resultado «letal» en las residencias porque no ha separado «positivos de no positivos» y ha pedido destinar más recursos a la atención domiciliaria, ya que 1,2 millones de euros son «escasos» para que los mayores «puedan vivir en sus casas». EFE


Compartir

2 Comentarios

  1. Mientras los políticos e instituciones no pongan A LOS MAYORES en primer lugar, mientras no prioricen sus necesidades frente a las del resto, mientras no vigilen, controlen y se aseguren de que los responsables y sus cuidadores velen en todo momento por ellos, mientras permitan que se escatime o se busquen beneficios económicos en vez de su bienestar integral, mientras ante una posible pandemia no prevean y se provean de suficientes respiradores y camas en nuestros hospitales para que TODOS ellos puedan ser atendidos como se merecen… de nada servirá que construyan tropecientos módulos nuevos para ellos, QUE TAN URGENTEMENTE SE PRECISAN.

  2. Este señor no ha mirado las cifras de fallecidos en residencias para decir que ha habido buena gestión.. Y por otro lado que me diga donde ponerme en contacto directo con el que de primera mano y con pruebas le voy a contar el modelo de atención que hay..contentos no… Contentísimos estamos.

Dejar respuesta