La última denuncia en el Buzón Municipal tiene que ver con el uso de las mascarillas. O el no uso y la exigencia de que se las pongan. Pero parece que molesta.

Un ciudadano cuenta su historia:

«Llevo varios días acudiendo a las piscinas municipales de Mendizorroza. A la entrada tenemos un cartel con las normas en el que pone textualmente «usa la mascarilla en los accesos, zonas comunes interiores y cuando tengas que dirigirte al personal de la instalación o cuando mantener la distancia de seguridad no sea posible».

Respetando esto, ayer lunes sobre las seis de la tarde mi familia pasó los tornos con la mascarilla (me llamó la atención los gritos de la chica encargada del control en la puerta: de muy malas formas, agitando brazos gritaba a tres niños de unos 12 años para que se pusieran las mascarillas (esos niños se encontraban ya cerca del acceso a la piscina olímpica)».

Nosotros llegando a la rampa, mi marido se quitó la mascarilla y recibió un grito por parte del personal de puerta.

Él de nuevo con la mascarilla bajó para decirles por qué en días anteriores no había habido problemas, es más, cerca de mí pasó otra señora sin mascarilla a la que no llamaron la atención.

Fue un mal trago para mi familia el sentirnos tratados a gritos por el personal.

Ruego se ponga en el exterior de la entrada la normativa vigente en ese momento y en caso de algún cambio que el personal de la entrada informe de forma correcta y tratando por igual a todos los usuarios.

Entiendo que estas situaciones no son fáciles ni para usuarios ni personal trabajador pero ante todo respeto».


Compartir

10 Comentarios

  1. Posiblemente esa empleada municipal ya había hecho esa misma advertencia ese mismo día docenas de veces……… y viendo como responden muchos tuvo que tragarse antes muchas malas contestaciones y falta de colaboración de otros usuarios.

    Por mi parte, le agradezco a esta empleada municipal que pudiendo pasar por alto el no uso de la mascarilla velara por el resto que sí cumplían.

  2. Le diría a esta/e ofendid@ usuari@ que no lo tenga en cuenta ya que posiblemente esa persona no se estaría dando cuenta de que estaba elevando el tono de voz.

    Pero habiendo sido testigo de cómo responden much@s energúmen@s a las llamadas de atención hechas por parte de la autoridad, otra persona autorizada o simplemente un/@ ciudadan@ cualquiera tanto en la piscina, como en el urbano o en la calle, estaría hasta el moño.

    • ¿Y de los ESCUPITAJOS que me dicen?. Que parece mentira que estemos en Europa en vez de en el Oeste americano o en …….
      ¿Tendremos al final que poner escupideras en cada rincón de la ciudad?.

  3. Seguramente estará hasta las narices de jugarse la salud por gentuza como vosotros, que no es tan difícil ponerse una mascarilla, respetar la distancia de seguridad y lavarse frecuentemente las manos, ya está bien!!

  4. Entiendo perfectamente a esta empleada; curro en una pequeña tienda de barrio, y todos, TODOS LOS DIAS tengo que pedir una media de veinte veces a diferentes personas que se pongan la mascarilla. Entended lo tedioso y molesto que puede resultar esto, además de las malas contestaciones que te llevas, aunque se lo hayas pedido de buenas maneras. Es insoportable ya. Que sí, que tenemos dos carteles en la entrada que pone uso obligatorio, pero que la gente se pasa todo por el forro también. Así nos va.

  5. Como es habitual, una Ofendida , siguiendo el ejemplo victimista que dan nuestros Politicos pide Respeto pero luego culpara a otros,Lloriquea y se victimiza dejando claro el tipo de personas que somos en esta Sociedad de Acomplejados, Autocomplacientes y victimistas. La empleada deberia usar un Altavoz en la misma oreja para que se le haga caso. Flandersssss

  6. Ayer invité amablemente a una mujer que iba al gimnasio a ponerse mascarilla en Mendizorroza, estábamos dos personas en un espacio minúsculo, un vestuario enano, y me miró con cara de enfadada, y si bien estaba casi para irse al gimnasio, se sentó a mi lado sin mascarilla y se puso a consultar el móvil. Parece obvio que estaba respondiendo «a su manera»: hago lo que quiero. Yo salí de la ducha con una mascarilla de tela, y se lo dije muy amablemente.

    Parece que a algunas personas les gusta estar dos meses encerrada en casa, dejar sin trabajo a miles de personas, asesinar a personas mayores y de mediana edad, poner en peligro la vida de nuestros sanitarios y sus familias y hacer colapsar nuestro sistema de salud dejando a miles de personas sin asistencia sanitaria. Tienen derecho a hacerlo, o eso creen…

Dejar respuesta