Opinión: El Deportivo Alavés certificaba el domingo una nueva temporada en primera división. En una temporada dura, difícil.

Y extraña. Por no tener público en las gradas, en primer lugar. Y después por las intensas dificultades en el terreno de juego que llevó a gran parte de la afición a un pesimismo importante.

Pero una cosa es pesimismo y otra el zafarrancho de combate que se montó en varias ocasiones a través de las redes sociales. Insultos, ataques, difamaciones… contra jugadores y club.

CENIZOS

Un ansia por atacar y destruir de manera desproporcionada que ha dado grima. Es cierto que de una pequeña parte de la afición (por llamarla de alguna manera), mientras que la mayoría seguía confiando y animando.

Esa parte son los llamados cenizos. Esos que disfrutan y se regodean con el fracaso del Alavés. No es la primera vez, ni será la última. Que si fuera por ellos nunca habría solución a los problemas.

Tres entrenadores han dado pábulo a las tesis destructoras. ¿Qué había que hacer? Quedarse mirando y descender con seguridad. Decisiones poco ponderadas por este sector, que finalmente fueron -curiosamente- la solución al problema (a la tercera).

NI LEEN, NI ESCUCHAN

Los cenizos, además de no sumar y perjudicar, van con orejeras. Ni leen, ni escuchan. El segundo entrenador, Abelardo, dimitió. Se fue, se marchó. Pues bien, los insultos llegaban a mansalva porque le habían cesado. ¡Coño, que lo dejó él! 

Es solo un ejemplo. ¿Qué había que hacer ante su marcha? Poner a la mascota en el banquillo, dejarlo vacío, retirarse… Había que tomar decisiones. Y se tomaron con éxito afortunadamente.

Por cierto, los cenizos son los que dirán en las próximas semanas que ya sabían ellos que la salvación se iba a lograr.

¿LES JODE?

Bastante hemos escrito ya de esta especie. Que volverá a aparecer, no tengan duda. Pero que esta mañana ha desaparecido del mundanal ruido. Como si les jodiera que nos hayamos salvado. 

Y LA DEL BARCO…

Ya sabemos quienes son las primeras que abandonan el barco. Pues eso.

¡Beti Alavés! Y para la próxima, lean conmingo: «el Alavés nunca se rinde».


Compartir

9 Comentarios

  1. No me vengáis ahora generando contra los «cenizos», que ya hay bastante por ahí como para potenciar más. El Alavés es un equipo que siempre hace unas temporadas de lo más irregulares, y que nos pone de los nervios porque da una de cal y siete de arena. A ver si, por fin, podemos respirar tranquilos durante la próxima competición.

  2. Nuestro equipo de la ciudad siempre ha sido un equipo que nos hace sufrir. Que hay de malo ? Si no os gusta haceros del Barcelona o del Madrid así sufriréis nada pero disfrutaréis menos!!!!!

  3. Despues de ganar 3 a 2 a la real cuando ibamos al pozo,del 2 a 3 en el último suspiro en Jaen…lo de ayer fue de relax,jaja aupa ahi Glorioso,igual la gente se piensa q en primera se sacan los 40/42 puntos de la permanencia en 20 jornadas….

    • Hola Morde, 40 puntos en 20 jornadas, no, pero casi, porque el Alavés de Calleja, ha hecho 15 puntos en 8 jornadas…
      La cosa estaba imposible cuando se fue Abelardo (todo hay que decirlo), con el promedio de puntos que ha sacado Calleja, y extrapolando a toda la temporada el ratio es de 71 puntos, vamos, empujando al Sevilla y aún así solo nos ha sobrado una jornada.
      Creo que el Glorioso y la SD Eibar, son los equipos que mas han notado la ausencia de público en la gradas.

  4. ahora viene lo de siempre, los jugadores piden sueldos de primera division, los ingresos lo hacen imposible (Vitoria no da para mas) por lo que hay que vender a los buenos jugadores y vuelta al hoyo,
    ¿Cuantas veces ha ocurridos esto?

  5. Una cosa es desear lo peor para nuestro equipo y otra es criticar duramente sin insultar. De hecho, igual esto ha ayudado a que se reaccionase desde los diferentes estamentos y estemos un año más en Primera. Siendo complacientes y conformistas con lo que haya tampoco se ayuda demasiado

Dejar respuesta