El coste por alumno en los colegios, institutos y universidades privadas de Euskadi creció un 14 % entre 2018 y 2021 hasta situarse en una media de 5.026 euros el pasado ejercicio, en el que el 64 % de los ingresos que obtuvieron estos centros provinieron de fondos públicos.

Estos datos han sido recogidos por el Instituto Vasco de Estadística, Eustat, en un estudio en el que se contempla que el gasto total de los 469 centros de este tipo abiertos en el País Vasco fue de 1.223 millones de euros en 2021 (un 4,04 % más que en 2018) , año en el que tuvieron 214.000 matrículas y emplearon a cerca de 21.500 personas.

La mayor parte del gasto total se concentró en los niveles previos a la universidad, un 84 %, mientras que los centros universitarios supusieron un 14 % y los dedicados a las enseñanzas artísticas alcanzaron el 2 % restante.

El gasto corriente ascendió a 1.164 millones de euros (+7 % entre 2018 y 2021) y la mayor parte de este se destinó a personal (77 %). Bajó el dirigido a las actividades complementarias (-52 %) y a los servicios complementarios (-15 %), debido a la reducción del número de estudiantes que utilizaron esos servicios por la pandemia.

Dentro del gasto corriente por funciones, la enseñanza acaparó 1.074 millones de euros, un 10 % más que en 2018. El coste de enseñanza por alumno creció un 14 % y por unidad un 28,7 % entre 2018 y 2021, situándose en 5.026 y en 126.729 euros respectivamente.

Por etapas, en infantil el coste de la enseñanza por alumno fue 4.585 euros, en Primaria de 4.536 euros, en Secundaria de 5.559 euros, en Bachiller de 5.354 euros, en Formación Profesional de 5.297 eros, y en la Enseñanza para Adultos (EPA) de 2.519. En la universidad se colocó en 7.066 en 2021 y en las Enseñanzas Artísticas en 1.826 euros.

Respecto a los ingresos, el total fue de 1.228 millones de euros, superior en 5 millones a los gastos, de los que el 98,9 % correspondieron a ingresos corrientes y el 1,1 % ingresos de capital.

Las subvenciones públicas, con un 64 %, fueron la principal fuente del ingreso corriente, dos puntos porcentuales por encima que en 2018. Le siguen las cuotas, que suponen un 32,7 % de los ingresos corrientes y dentro de éstas las de enseñanza (24 %) y las de los servicios complementarios (7,2 %).

En conjunto, los ingresos por cuotas ascendieron a 397 millones de euros, de los cuales las cuotas de enseñanza suponen un 74,5 % del total, las de comedor un 15,6 %, las de transporte un 5 %, y el resto correspondió a cuotas por otros servicios. EFE



Dejar respuesta