¿Debe el Ayuntamiento de Vitoria mandar jamones gratis?

Opinión Norte Exprés: Avisamos que llegaba polémica tras la primicia de este medio de comunicación: 188.000 euros por un concierto. Y sigue el debate con gran parte de la ciudadanía encendida. Si la alcaldía del Ayuntamiento de Vitoria hace esto, ¿debe también mandar jamones gratis en Navidad?

A pesar de la irónica pregunta, es exactamente el mismo concepto. De la calidad de la cantante, nada que objetar, de traer conciertos internacionales, tampoco, pero de pagar semejante cantidad diciendo que es «gratuito«, mucho que objetar. Contrato «gratuitoidóneo, urgente y negociado sin publicidad», dice el Ayuntamiento. ¡Lo tiene todo!

De comer jamones, nada que objetar, pero no a cuenta de los impuestos de los vitorianos. A cuenta de cada bolsillo particular.

LLENO

En el espectáculo musical hubo más de diez mil personas (sale a casi 20 euros por cabeza). Los primeros beneficiados. Lleno hasta la bandera. ¡Faltaría más! Los segundos beneficiados, los negocios de la zona.

El 83% de Vitoria contrario al gasto millonario del concierto

¿Alguien se imagina que el Ayuntamiento en su estrategia culinaria mandara un jamón gratis a 10.000 ciudadanos entre una población de 250.000, con el dinero de todos estos últimos?

Urtaran vitoria carga el precio del taxi a Vitoria por un concurso culinario

¿Y LA PROMOCION DE CIUDAD?

El único resquicio que podría tener esta barbaridad de gasto, es la promoción de ciudad en el exterior. La búsqueda incesante de visitantes. La imagen.

Pero claro, si la comunicación oficial del evento se realiza sólo dos días antes, poca promoción se puede hacer en el resto de Euskadi, España y sur de Francia.

Actualmente vemos como los cantantes internacionales anuncian sus conciertos con meses de antelación. Por ejemplo, la cantante del asunto, anuncia hoy un concierto en mayo del próximo año.

Y aunque algunos se empeñen en justificar lo injustificable, a estas aturas, al cien por cien de los vitorianos le queda claro que el concierto no fue gratuito como se dijo,

Se costeó a cuenta de los pagos del IBI, basuras, transporte, instalaciones deportivas, impuestos de matriculación… Por mucho que se empeñara el departamento de propaganda y películas varias del Ayuntamiento en querer convencer de que era gratis.

LA REALIDAD DISTINTA DE LOS POLÍTICOS

Hay dos realidades. La de los políticos y la de los ciudadanos. Y son muy distintas. En todas las siglas de los partidos.

Ellos van en coche oficial, taxi… Los ciudadanos en coche, bus, topan con el BEI, el caos de tráfico…

Usted sale a la calle a pasear, comprar, llevar niños al colegio, ir a trabajar… Ellos viven encerrados en sus despachos.

  • ¿Qué parte de la ecuación ve los baches, la suciedad, el caos, la inseguridad…?
  • ¿Qué parte de la ecuación es la que puede decidir gastar 188.000 euros a otros menesteres pero que no ve los problemas reales?
  • ¿Qué parte de la ecuación sufre las subidas de precios y qué parte tiene un sueldo que quita el hipo?

Ellos viven en una realidad paralela ajena a los problemas de la ciudadanía. De lo contrario no hubieran tenido la poca vergüenza de aprobar este gasto.

TODOS CALLADITOS ANTE LA TROPELÍA DE URTARAN

Y por cierto, ¿Usted ha oído decir algo a los partidos de la oposición? ¡Nosotros tampoco!

Y por cierto, ¿José Ángel Cuerda, exalcalde, con aciertos y errores, pero ejemplo de integridad y mentor de Urtaran… ¿Lo hubiera pagado? ¡Pues eso!

Y por cierto, ¿Usted ha oído decir algo a los jefes de Urtaran en el PNV o a los compis de gobierno del PSE-PSOE? ¡Nosotros tampoco!

LA HISTORIA DE NUESTRA PRIMICIA INFORMATIVA

Un lector nos avisó del dispendio de los 188.000 euros. Y tenemos que reconocer que a la primera no le creímos desde el sentido común. ¡Es imposible! No le hicimos caso. Hoy le pedimos perdón.

Pero el lector insistió. Al segundo aviso decidimos buscar el expediente. ¡Ponía esa cifra!. ¡No podíamos creerlo!

Tal es así, que llamamos a nuestras fuentes técnicas del Consistorio y les preguntamos si podía haber un error. ¿Se os ha escapado un cero?, les dijimos. ¡Para nada!, nos respondieron.

Hemos de reconocer que antes de dar al botón de publicar la noticia ya redactada en borrador, tuvimos que revisar los documentos varias ocasiones más. No dábamos crédito. Y al final, le dimos al botón.



9 Comentarios

  1. Tanto la oposicion como el PNV y PSoE son mismos perros con distinto collar no valen para nada. A sí perdón valen para destrozar vVitoris y gastar todo el dinero que quieran de los vitorianos

  2. Con lo que pago de impuesto de circulación y otros impuestos que no veo por la calle, me parece caro el jamón que nunca veré. Sinos regalaría un jamón a todos los que podemos comer jamón, sobra dinero de cojines.

  3. El dia que la ciudadania entienda que no se puede poner en la misma frase la palabra «gratis» y a la cosa publica (ayuntamiento, diputacion, …) , ese dia habremos avanzado mucho de verdad.

  4. La oposición, tiempo ha que me hago esa pregunta. A otra cosa; michelin deja de fabricar ……de ruedas, no hay pedidos dicen. Dicen bien y cada vez menos. El parque automovilístico siga cayendo, dicen que porque no hay chips o algo así. No hay problema; en cuanto empiecen a fabricar ruedas para bicis y patines y baterías para los patinetes todo arreglado. Ah y esos personajillos responsables en buena medida de ese desaguisado a cobrar el máximo en su jubilación.

  5. En una ciudad que fuera gobernada por personas sensatas, honestas, serias y decentes y no por una cuadrilla de caraduras, tipos que distribuyen y se gastan el dinero público como les viene en gana, que no es suyo sino de todos los ciudadanos, y la Justicia fuese eso, Justicia, es muy probable que tuvieran que responder de ello ante la Ley y más de uno terminaría en la cárcel. En una ciudad que fuese gobernada por personas sensatas, honestas, serias y decentes no ocurriría lo que padecemos aquí.

  6. Peor es lo que se hace con los conciertos del jazz o el azkena rock, miles de euros a manos privadas de los que si nos queremos beneficiar la ciudadanía hay que pagar un bono o entradas.
    Zaz, muy caro, pero por lo menos quien quisiera podía haber ido.

  7. Ojalá hubiera conciertos de este nivel todos los meses. A mí no me importaría pagar esos 20 euros por concierto en lugar de los 50-60 que cuesta el concierto de Zaz en otras ciudades

Dejar respuesta