empleados michelin vitoria

EFE).- El fabricante de neumáticos Michelin aplicará un segundo ERTE que afectará a las más de 7.500 personas que componen su plantilla en España, 3.500 de ellas en la planta de Vitoria y 500 en la de Lasarte (Gipuzkoa), y que supondrá, como máximo, un cese en su actividad de setenta días a cada uno de ellos.

Es un nuevo procedimiento colectivo de suspensión de contratos de trabajo con el que se pretende hacer frente a las pérdidas de actividad como consecuencia de la crisis sanitaria del coronavirus, y que se estima entre aproximadamente el 30 por ciento de bajada de la producción en neumáticos de camión y un 70 en la de turismo.

Las condiciones del ERTE, cuya aplicación no podrá ir más allá del 15 de septiembre y se priorizará en fines de semana, festivos y días de especial relevancia, han sido acordadas durante una mesa negociadora de cuatro reuniones y cuyas conclusiones han dado a conocer los sindicatos CCOO y UGT a través de sendos comunicados.

En ellas, según ha explicado a la Agencia Efe José Ignacio Léniz, secretario general de CCOO en Michelin, se ha primado la garantía del mantenimiento del empleo además de establecer la fórmula para hacer frente al descenso de la actividad.

«Ha sido primordial garantizar el empleo. En el acuerdo se reconoce el respeto de todo lo recogido y prometido en el convenio colectivo, incluido el mantenimiento y renovación del empleo», ha indicado Léniz.

El ERTE será de aplicación desde el 18 de mayo en los cuatro centros fabriles de Michelin en España, Aranda de Duero (Burgos), Lasarte (Guipuzkoa), Valladolid y Vitoria.

A partir del 1 de junio se unirán a este proceso los trabajadores del Centro de Experiencias de Almería, el Centro Comercial de Tres Cantos, el Centro de Distribución de Illescas (Toledo) y las Oficinas Generales de Valladolid.

En función del acuerdo, Michelin garantiza unas percepciones complementarias a las prestaciones del SEPE que aseguran la percepción del 80 por ciento del salario bruto individual.

El ERTE no afectará al devengo de las vacaciones anuales ni de la paga extra de verano y sólo afectará proporcionalmente al devengo de las pagas extra para las jornadas del ERTE que se apliquen a partir del 1 de julio.

Quedará excluido del ERTE el personal en situación de jubilación parcial vinculado a contrato relevo, así como aquellos trabajadores con permisos de paternidad, maternidad, lactancia y excedencias voluntarias.

Tampoco se verá afectado el personal necesario para garantizar la seguridad de las instalaciones o las que no tengan derecho a la prestación por desempleo a partir del 30 de junio.

Por su parte, el sindicato LAB ha rechazado este expediente porque ve «con preocupación que los sectores más vulnerables», como los trabajadores con salarios más bajos, «serán los más afectados», mientras que los empleados de subcontratas no reciben «ninguna garantía».

Ha denunciado además que el ERTE acordado por la dirección y los sindicatos CCOO, CSI y UGT tampoco incluye «ninguna garantía de empleo que permita afrontar el futuro a medio plazo con una cierta seguridad».

LAB ha criticado asimismo que se le haya dejado fuera de la comisión de seguimiento del ERTE cuando es la central con mayor representación en el centro de Lasarte. EFE


Compartir

1 Comentario

  1. Parece un buen acuerdo para los trabajadores de Michelín. Me alegro por ellos y espero que se salve cada empleo que sea posible. Mucho ánimo a todos los currelas!

Dejar respuesta