Las nuevas cotizaciones de los autónomos (tabla)

Más de 124.500 trabajadores autónomos de Euskadi podrán complementar sus pensiones, más bajas que las de los empleados por cuenta ajena, mediante una nueva Entidad de Previsión Social Voluntaria (EPSV) que constituirán las Cámaras de Comercio con el apoyo del Gobierno Vasco.

La nueva EPSV podría estar en funcionamiento en un plazo de tres meses, según ha avanzado el consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, que ha firmado este miércoles en Bilbao un convenio con las tres Cámaras de Comercio vascas para la puesta en marcha de la entidad.

El consejero ha explicado que este acuerdo responde a la situación de los trabajadores autónomos, cuyas cotizaciones a la Seguridad Social y, en consecuencia, las pensiones que reciben son «ostensiblemente inferiores» que las de los trabajadores por cuenta ajena.

La pensión media de los autónomos en Euskadi era de 944 euros mensuales en 2022, frente a los más de 1.540 euros para los trabajadores por cuenta ajena.

Con la nueva EPSV, según los cálculos, una aportación de un 6% del salario durante la vida laboral de un autónomo podría suponer en torno al 20 % de la pensión que se obtenga del sistema público en el momento de la jubilación.

Según las estimaciones basadas en datos del Instituto Vasco de Estadística-Eustat correspondientes a 2022, un total de 124.531 profesionales autónomos podrían incorporarse a la nueva entidad de previsión social complementaria.

Azpiazu ha indicado que la cifra puede ser «bastante mas elevada», aunque también se cuenta con que «no todos» los autónomos optarán por esta solución, si se tiene en cuenta que son un 70 % los empleados por cuenta ajena que disponen de una EPSV de empleo complementaria.

El Gobierno Vasco ha aportado una subvención de 100.000 euros para la puesta en marcha de esta entidad, que ahora deberá ser creada, constituida e inscrita en el registro de EPSV por las Cámaras de Comercio de Bizkaia, Álava y Gipuzkoa.

La nueva EPSV será adjudicada mediante concurso público por las propias Cámaras con el objetivo de «seleccionar a la entidad que mejor se ajuste a los fines previstos en el convenio», ha explicado el consejero.

La nueva entidad acogerá a los autónomos que se organicen a través de las Cámaras de Comercio y tendrá un tratamiento similar a las EPSV de empleo preferentes si cumplen sus principales condiciones: cobro de las prestaciones en forma de renta, aportaciones periódicas y coberturas especificas para cada colectivo.

La entidad tendrá unos costes de gestión «reducidos, nunca superiores al 0,50 % del patrimonio gestionado», ha indicado Azpiazu.

Las prestaciones de la nueva EPSV se cobrarán en forma de renta de manera complementaria a una pensión pública y podrá atender situaciones como el desempleo de larga duración, enfermedad grave, invalidez permanente, jubilación y fallecimiento.

«El objetivo es asegurar una pensión social complementaria eficiente, ajustada en gastos de gestión, con incorporaciones tempranas de las personas trabajadoras, aportaciones regulares y suficientes e incentivos fiscales», ha indicado el consejero.

La nueva EPSV podrá coexistir dentro de la entidad de previsión que agrupe a los autónomos, como, por ejemplo, la de transportistas, hostelería y cualquier otra modalidad de gremio.

Azpiazu ha confiado en que esta nueva EPSV sea «de verdadera utilidad para los autónomos».

En nombre de las organizaciones camerales, el presidente de la Cámara de Comercio de Gipuzkoa, Mauricio Arregui, ha explicado que las tres entidades vascas impulsan esta iniciativa de forma coordinada y ha puesto de relieve el carácter «puntero» del País Vasco en el ámbito de las entidades para el complemento de las pensiones. EFE



1 Comentario

  1. Lo que tienen que hacer es subir la pensión de jubilación de los autónomos. Suben las ayudas, las pensiones no contributivas y la de los autónomos por los suelos. Vamos todos a vivir de las ayudas

Dejar respuesta