El Festival de Teatro de Vitoria buscar innovar y sorprender en su nueva edición

0
IMQ Noviembre

El Festival Internacional de Teatro de Vitoria, que arrancará el próximo 6 de octubre, busca “innovar”, “sorprender” y “crecer cualitativamente” en su 42 edición, en la que se abordarán temáticas tan variadas como el duelo, el deseo, la culpa, la identidad y la memoria histórica.

La directora de este festival, Marta Monfort, ha moderado hoy un encuentro con la prensa en la que han participado miembros de las compañías vascas que participarán de esta edición, en la que se han programado 31 espectáculos en los meses de octubre y noviembre, 14 de ellos de creadores locales.

Además, 10 compañías internacionales tomarán parte en este ciclo que arrancará el 6 de octubre con la representación en el Teatro Principal de una adaptación de la obra de Shakespeare “Noche de Reyes” a cargo de la prestigiosa compañía Check by Jowl.

Durante la rueda de prensa de hoy, Monfort ha valorado el “altísimo” nivel de la programación de este año, mientras que la concejala de Educación, Cultura y Deporte del Ayuntamiento de Vitoria, Estíbaliz Canto, ha destacado lo “valiente” de las propuestas presentadas, con especial atención a la producción local y a los nuevos lenguajes.

A lo largo del Festival se presentarán cinco obras en euskera. Asimismo habrá cinco estrenos absolutos, otras nueve obras verán la luz por primera vez en Euskadi y dos más serán estrenos nacionales. También habrá teatro familiar y dirigido al público infantil, y obras en espacios alternativos repartidos por la ciudad.

La temática va a ser muy amplia como se ha puesto de manifiesto en la rueda de prensa de hoy.

Así, Alex Gederiaga, de la compañía Kheaziater ha explicado que “Los Visitantes”, la obra que presentan en este Festival, aborda el tema del deseo en una tertulia con música en directo entre cinco invitados, entre ellos el actor Asier Etxeandia y la escritora y sexóloga Valérie Tasso.

“Euria”, de Markeliñe, gira en torno al duelo, una temática que a priori no es muy propia para una obra dirigida al público infantil como es esta, mientras que “Soka”, de Tanttaka, parte también de un hecho “terrible”: un profesor de gimnasia encuentra el cuerpo de un alumno suyo de 11 años ahorcado con la cuerda de entrenamiento.

La obra indaga entre la “responsabilidad y la culpa”, ha explicado Fernando Bernués de Tanttaka, quien ha asegurado que “Soka” está “llena de alegrías” aunque hable de algo “doloroso”.

La memoria histórica es la propuesta de “Coordenadas”, de Laurentzi Producciones, una obra que busca la cercanía del público para que sienta la “emotividad” de la historia que narra.

También se reclama la participación activa de los asistentes en “Party”, un montaje de danza destinado a diez espectadores que deberán prescindir de la vista para “viajar” durante 35 minutos.

En esta edición del festival también hay espacio para “Sueños”, coproducida por la Compañía Nacional de Teatro Clásico y Traspasos Kultur y protagonizada por Juan Echanove, que recopila cinco textos de Francisco de Quevedo y que llega a Vitoria avalada por el éxito obtenido en Madrid y en el Festival de Teatro Clásico de Almagro.

La adaptación del libro de Bernardo Atxaga “Obabakoak”, a cargo del director Calixto Bietio, será otra de las obras en euskera que se podrán ver en esta edición en la que los más pequeños también tendrán su espacio con Txokolarte, de Teatro Paraíso, una de las propuestas vascas de la iniciativa “proyecto bebés”. EFE

MotorGorbea – Noviembre
MotorGorbea – Noviembre
Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here