El enfrentamiento de Ramiro González (PNV) y Gorka Urtaran (PNV)

0
urtaran ramiro
entreseccion_noticia

I38 junteros en Diputación se deciden en Vitoria. Desde hace un tiempo, el PNV de la casa Foral quiere restar esa cifra de representación en la capital (donde menos fuerza tiene) para dárselo a zonas del Territorio (donde más fuerza tiene). Y para ello quiere cambiar la Ley a menos de un año de los comicios.

Ni decir tiene que es un mensaje de desconfianza respecto a al tirón electoral que tiene Gorka Urtaran. Menos representación de la capital, menos riesgo del PNV en la Diputación. Pero a costa de restar importancia a los vitorianos.

Hoy, el diputado general de Álava, Ramiro González, ha insistido en su deseo de quitar valor a los votos en Vitoria.

ETL – Junio

Una evidente desconfianza en el alcalde, que se suma a la tirante relación entre ambos (Ramiro y Gorka) desde hace un tiempo.

No solo por numeritos públicos de fotos entre los dos (quítate tu que ya me pongo yo), sino por el ímpetu con el que Urtaran defiende a Pilar García Salazar para que lidere la Diputación en detrimento de Ramiro González, tal y como cuentan fuentes nacionalistas a Norte Exprés.

Seguramente, veremos como el PNV aprieta el acelerador para ejecutar este cambio malo para Vitoria, a tenor de la última encuesta que da perdedor a Urtaran.

El lío de la foto, para otro día. Lo contaremos.

González ha explicado hoy que aún quedan dos cuadrillas pendientes de votar la propuesta de reforma de la Ley Electoral que pretende ampliar de 3 a 7 las circunscripciones electorales en el territorio, por lo que ve factible que el debate llegue a las Juntas Generales.

González ha respondido en el pleno de control de la Cámara alavesa a una interpelación de Irabazi sobre esta cuestión, y ha recordado que 4 de las 6 cuadrillas de la zona rural ya han votado a favor de trasladar las dos propuestas de cambio a las Juntas Generales, mientras que la de Vitoria, representada en el pleno del Ayuntamiento de Vitoria, votó en contra.

Pese a ello, el diputado general ha apuntado que aún falta por conocer la decisión que adopten las cuadrillas de Ayala y Gorbeialdea para poder iniciar el proceso de debate de las propuestas existentes en las Juntas Generales, aunque es el Parlamento Vasco el que debe pronunciarse en último término sobre el nuevo reparto de escaños en las circunscripciones.

“Estoy convencido de que estas dos cuadrillas que tienen pendiente el debate van a decidir que se aborde esta cuestión, por lo tanto son las cuadrillas las que piden a los procuradores de las Juntas Generales que abordemos este tema”, ha asegurado González, que ha dado por hecho que “el debate ya está aquí” y que “existe una mayoría que lo quiere” dentro de las Juntas Generales.

El diputado ha recordado que una de las propuestas plantea “un pequeño cambio en la normativa actual”, ya que aprovecha que la cuadrilla de Ayala tendría que ceder un juntero a la de Vitoria por el aumento de población de esta última (lo que daría 39 procuradores a Vitoria) para repartir dos junteros entre las cinco nuevas circunscripciones, lo que dejaría a Vitoria “con 37 escaños”.

Uno menos que el actual y dos menos que lo que corresponde a la capital por población actualizada.

Esos 2 junteros se sumarían a los 7 de la circunscripción de Tierras Esparsas, que ahora agrupa a las 5 cuadrillas con menor población que reclaman circunscripción propia, y que de salir adelante esta propuesta se repartirían esos 9 escaños.

Además, en las cuadrillas ha surgido otra propuesta que pide quitar más junteros a Vitoria para dotar de mayor representación a las nuevas circunscripciones.

“El debate ha venido para quedarse, y aquí hay una mayoría de procuradores que quieren este cambio”, ha asegurado González, por lo que “el cambio se abordará, y habrá que acordarlo, negociarlo, debatirlo y estudiarlo”.

Ante la posición del diputado general, el portavoz de Irabazi, José Damián García-Moreno, ha defendido que se habilite una circunscripción única de “una persona, un voto”, porque de crearse las nuevas circunscripciones “cada cuadrilla perdería más del 40 % del voto útil” al no llegar a los mínimos para lograr un escaño.

En caso de no debatirse esta opción, García-Moreno ha abogado por mantener el reparto electoral tal como está ahora.

Compartir

Dejar respuesta